Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

María causa furor entre todos los chicos

La belleza de la nueva concursante +1 de esta semana, María, ya tiene nota: sobresaliente por voto de la mayoría. Todos los concursantes de la casa se han encontrado con ella en el confesionario a la hora de nominar y lo cierto es que los chicos se han quedado con la boca abierta. Alessandro le ha dado un 9, 5 pero lo más destacado es que nuestro 'pater' se ha tirado a la piscina y le ha dado un 10 a primera vista.

María es una joven de 20 años procedente de jerez de la Frontera, Cádiz. Se considera una persona independiente, divertida, que consigue todo lo que se propone, y que "arrasa por donde pasa", algo que hemos podido comprobar desde el primer minuto de su llegada a la casa.
Los concursantes se han encontrado con ella por sorpresa en el confesionario, donde María les ha notificado que tenían que nominar en directo. Apenas ha podido hablar con ellos más allá de lo tocante a las nominaciones, pero los chicos se han quedado realmente impresionados. Pepe se ha quedado pasmado y le ha dicho que le gusta mucho que se llame María, como su madre, la primera tontería que se le ha pasado por la cabeza; Juan se ha presentado dándole dos besos y con un "Qué guapa" y a Alessandro se le ha puesto una sonrisa picarona de italiano con la que han sobrado las palabras.
Comentando luego la llegada de la guapa andaluza a la casa, entre risas, los chicos han puesto nota a María y todos han coincidido en darle un sobresaliente. Hasta el cura se ha mojado y le ha dado un 10 sin miramientos. Podemos decir, abiertamente, que las grandes hermanas tienen una nueva y poderosa rival. Sobre todo Noemí, dada la cara de tonto que se le ha quedado a Alessandro cuando ha visto a María.
Encargada de una misión secreta
La nueva concursante +1 ha entrado con una misión bajo el brazo: tendrá que bocoitear la prueba semanal. Los concursantes deberán transportar doblones de oro en barquitos de papel y ella tendrá que robarlos con la ayuda de  Ariadna, a quien ha elegido como su cómplice. Sólo superarán la prueba si ambas consiguen hacerse con cincuenta monedas de oro.