Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aprobada la reordenación de las colecciones el Prado y el Reina Sofía

La Comisión Mixta de los Museos Nacionales del Prado y Reina Sofía, presidida por el secretario de Estado de Cultura en funciones, José María Lassalle, ha aprobado este martes la reordenación de las colecciones de ambos centros, que afecta a un total de 886 obras, según informa el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte en un comunicado.
De esta forma, corresponden a las colecciones adscritas al Museo Nacional del Prado las obras de autores cuya fecha de nacimiento sea anterior a la fecha de nacimiento de Pablo Ruiz Picasso --1881-- y al Museo Reina Sofía las obras de autores posteriores a esta fecha.
Este criterio cumple con el mandato del Real Decreto 410/1995, de 17 de marzo, sobre Ordenación de las colecciones estables del Museo Nacional del Prado y del Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, que establece como excepciones las obras de 31 autores que, aunque nacieron antes de 1881, participaban de la modernidad y por ello han sido asignados al Museo Reina Sofía. Entre ellos, se encuentran nombres como Anglada Camarasa, Nonell, Darío de Regoyos o Zuloaga.
Todos ellos son pintores y escultores representativos de las corrientes artísticas que ya habían coexistido con el impresionismo, que tuvieron relación con las tendencias postimpresionistas y con los movimientos intelectuales que arrancan de 1898. Por ello, de esta forma, el Museo del Prado termina su discurso con la renovación del paisaje y naturalismo de finales del siglo XIX, representada en obras de Beruete, Pinazo y Sorolla.
La ordenación aprobada afecta a un total de 886 obras. De ellas, un total de 853 pasan a ser adscritas al Prado: 423 pinturas, 89 esculturas, 92 piezas de Artes Decorativas, 135 dibujos y 57 estampas, así como la gestión de 57 obras identificadas que continúan desaparecidas (44 pinturas, 12 esculturas y 1 dibujo), una situación heredada de la gestión de las instituciones extintas que anteriormente fueron sus custodias.
Por su parte, el Museo Reina Sofía recibe la adscripción de 33 obras: 3 pinturas, 1 escultura, 1 dibujo, 26 estampas y 2 piezas de artes decorativas que se mantendrán como depósito en el Museo del Prado.
La Comisión Mixta está integrada, además, por José Pedro Pérez -Llorca, presidente del Real Patronato del Museo Nacional del Prado; Guillermo de la Dehesa, presidente del Real Patronato del Museo Reina Sofía; Miguel Zugaza, director del Museo Nacional del Prado; Manuel Borja-Villel, director del Museo Reina Sofía; y Miguel Ángel Recio, director general de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas.
Según ha señalado el Ministerio, esta propuesta responde a una "exhaustiva revisión" de los fondos de ambos museos y a un "riguroso control de inventarios", que ha conllevado un "profundo proceso de análisis, documentación e investigación" de las colecciones por parte de ambos museos.