Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Herido Cortés en un plomizo regreso de Cebada

Deslucido y muy complicado regreso de Cebada Gago a Madrid tras 18 años de ausencia. Ni los tres del hierro titular, ni los tres remiendos de Guardiola Fantoni han permitido ningún brillo en un festejo marcado por el percance sufrido por Salvador Cortés. El sevillano fue corneado por el tercero de la tarde en el muslo izquierdo, recibiendo una cornada de 20 cms. de pronóstico menos grave que le obligó a ir a la enfermería sin poder continuar la lidia. También ha resultado herido su banderillero Juan José Domínguez, con un varetazo en el muslo derecho y contusiones en el tobillo izquierdo. Ni Luis Miguel Encabo, que fue volteado sin consecuencias por el primero, ni Fernando Cruz han tenido opción de lucimiento.
Salvador Cortés , que fue herido en las postrimerías de su faena, había firmado lo más destacado de la tarde en varias tandas ligadas y de mano baja por el pitón derecho de un animal manso aunque de buena condición en la muleta. Cuando intentaba reanimar su labor en los últimos compases del trasteo, sufrió la cornada, por la que tuvo que marchar a la enfermería sin poder dar muerte al animal.
Fernando Cruz lo intentó sin éxito en los tres toros que mató -tuvo que lidiar también el sexto, correspondiente a Cortés. El madrileño anduvo profesional y serio, pero sus oponentes se pararon al llegar a la muleta e imposibilitaron cualquier brillo.
Luis Miguel Encabo , prendido sin consecuencias tras banderillear con elegancia a su primero, no tuvo opción de lucimiento en la muleta con este, muy rajado y parado. Tras estoquear al tercero, con el quinto -sorteado en cuarto lugar pero que se intercaló entre los de Fernando Cruz, destacó en dos tandas por el pitón derecho, las dos únicas que aceptó el de Guardiola Fantoni, que echó el cierre y no permitió más. Además, Encabo anduvo desacertado con el descabello, lo que terminó por enfadar a un sector del público que ya había sido crítico con el madrileño.
Plaza de toros de Las Ventas. 22ª de San Isidro. Casi lleno. Tres toros de Cebada Gago (1º, 2º y 3º), mansos y descastados, aunque aceptable en la muleta el tercero y tres de Guardiola Fantoni (4º, 5º y 6º), deslucidos y sosos. Luis Miguel Encabo, silencio, silencio en el que mató por Salvador Cortés y pitos; Fernando Cruz, silencio en los tres y Salvador Cortés, herido en su primero.
PARTE MÉDICO DE SALVADOR CORTÉS