Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Interior confirma por las huellas dactilares el fallecimiento de Rosa Crespo

La Dirección General de la Policía ha confirmado este martes, tras el análisis de las huellas dactilares, que el cadáver aparecido entre los escombros de un edificio derruido en Haití tras el terremoto del pasado martes, corresponde al de la subinspectora de la Policía Nacional Rosa Crespo.
La familia de la subinspectora, residente en Zaragoza, fue informada esta mañana por el Ministerio del Interior del hallazgo de un cuerpo que, a falta del análisis forense completo, correspondía plenamente con la agente fallecida.
Crespo, de 47 años, casada y con dos hijas, es ya la tercera víctima mortal española en el seísmo que ha devastado la capital, Puerto Príncipe, y ha causado decenas de miles de fallecidos.
El viernes pasado se confirmó la muerte en el terremoto del matrimonio español formado por Yves Baltroni y María Jesús Plaza. Además, continúa desaparecida la funcionaria de la Unión Europea Pilar Juárez.
Casada y con dos hijas
Crespo, de 47 años, casada y con dos hijas, trabajaba desde agosto de 2008 en la misión de estabilización de la ONU en Haití (MINUSTAH) junto a otros 12 policías y cerca de una treintena de guardias civiles.
Nacida el 9 de agosto de 1962, ingresó en la Policía en el año 1987. En sus más de 20 años de trayectoria profesional estuvo destinada en las Jefaturas Superiores de Policía de La Rioja y Aragón, donde desempeñó diversas funciones operativas en materia de seguridad ciudadana y policía judicial.
En el año 2003 ascendió a la categoría de subinspectora y asumió la jefatura de subgrupo del grupo del Servicio de Atención a la Mujer (SAM) en Zaragoza. Rosa Crespo obtuvo más de 30 felicitaciones públicas a lo largo de su carrera profesional y recibió la Cruz al Mérito Policial con Distintivo Blanco en el año 1999.
EPF/IUL