Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lydia Bosch asegura tener pruebas contra su marido

En una entrevista telefónica que ha publicado el citado diario la actriz asegura que no habría hecho una denuncia de esa gravedad si no tuviera las pruebas y la certeza de que los abusos a su hija se han producido.
«He querido estar segura por el bien de mi hija, por respeto al padre de mis hijos, por mí misma, pero desgraciadamente he tenido que reaccionar. Con la denuncia he hecho lo que tenía que hacer», ha declarado la actriz .
Según la versión de Bosch (46), su matrimonio con el arquitecto Alberto Martín (49) había hecho aguas hace años aunque ella hizo lo posible por salvar la relación, hasta que hace dos meses inició los trámites de separación. La actriz asegura que no ha habido por su parte una petición de dinero desorbitada como se ha especulado.  Estaban casados en régimen de separación de bienes y, según "El Mundo", ella aportaba al matrimonio un patrimonio superior al de su marido.
Lo supo tras decidir separarse
La petición de separación no ha sido provocada por los presuntos abusos que sólo conoció una vez que se iniciaron los trámites de separación. Según ha revelado en la citada entrevista, su hija habló porque ya había perdido el miedo a su padrastro. Lydia quiso denunciarlo inmediatamente pero su abogada no quiso acudir a los tribunales hasta que una psicóloga examinara a la joven y emitiera su opinión profesional al respecto. El informe no dejaba lugar a dudas, según recoge "El Mundo".
Martín Caballero está imputado en la presunta comisión de un delito de abuso sexual. La jueza ha dispuesto su libertad provisional y sin fianza «con la obligación de comparecer en este Juzgado los días 1 de cada mes, debiendo comunicar sus cambios de domicilio».
Lydia había pedido el alejamiento de su marido del domicilio conyugal, que ha sido denegado por la jueza, aunque la abogada de la actriz lo ha recurrido.  


 
 
 
«