Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Entre Mel Gibson y su ex, Oksana soplan vientos de violencia y abogados

Mel Gibson ya no sabe en qué piensan las mujeres.  Hace una semana se hablaba de una posible orden de alejamiento que el actor habría puesto en contra de su ex, mientras que ahora es la cantante rusa la que podría haber interpuesto una contra el protagonista de 'Arma letal' por malos tratos. Fuentes cercanas a la ex del actor aseguran que la golpeó, le rompió los dientes y no le pasa ni un céntimo a la hija.
Oksana Grigorieva interpuso la semana pasada una orden restrictiva contra Mel Gibson y, aunque los detalles exactos del documento se mantienen en secreto, los amigos de la cantante rusa aseguran, según contaban a TMZ, que lo hizo para protegerse a sí misma.
Así lo confirmaba una fuente: "Ella intentaba proteger a la niña durante uno de los violentos episodios de Mel, cuando golpeó a Oksana en la cara dos veces, rompiéndole los dientes y dejándola conmocionada".
La cantante aún no ha hablado sobre el tema, pero lo que sí es seguro es que existe una acción legal para determinar la custodia de Lucía, la niña de 8 meses que tienen en común.
El abogado de Gibson, Stephen Kolodny, ha acusado a Grigorieva de inventar alegaciones sobre el posible maltrato de Mel para poder quedarse con la custodia de su hija. Todo esto habría ocurrido entre el lunes y el martes de la semana pasada.
El lunes fue cuando la cantante interpuso la orden de alejamiento para ella y para su hija contra Mel, mientras que el actor fue al día siguiente al juzgado para intentar llegar a un acuerdo sobre la custodia de la niña.
Lo que Stephen revelaba a TMZ es que: "Habiendo entrado en un acuerdo que podría darle a Mel el 50 % de la custodia de su hija, él tenía esperanzas de que su ruptura quedase atrás y de que Lucía sería la beneficiaria de una custodia compartida.
 Hacer esas alegaciones sensacionales no es la manera de resolver esto".
Oksana: "lo que me está pasando no es justo" 
Mientras la polémica continúa sobre los posibles maltratos, la cantante no quiere entrar en el tema, pero sí ataca los informes que dicen que el actor puso una orden de alejamiento contra ella: "No hay ninguna orden contra mí, pero mis abogados fueron a juicio y un juez concedió una orden de alejamiento contra él".
Según insiste Grigorieva, ella ha intentado llevar la separación con dignidad, respetando al padre de su hija pero dice que lo que está haciendo el actor es cruel: "La verdad saldrá finalmente.
Lo que me está pasando no es justo". Los maltratos y la custodia de la niña no son el único tema a tratar entre la pareja. La ex novia de Gibson ataca a Mel diciendo que no se encarga de mantener a su hija: "No me está dando un 'penique', nada, y tengo que vivir de los créditos y pidiendo dinero prestado. No es una buena situación".
La cantante, que tiene un hijo de 12 años con el actor Timothy Dalton, se separó en abril de Gibson y quiere dejar claro que fue ella la que lo dejó: "Él no me plantó, le dejé. Rescaté a mis hijos y a mí misma".