Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Paraguay, poco juego pero mucha pelea

Roque Santa Cruz tiene opciones de entrar en el once. Foto: Gettytelecinco.es
Poco fútbol pero mucha presión. España tendrá ante Paraguay uno de los exámenes más importantes en su historia deportiva. Con las semifinales de Sudáfrica 2010 La Albirroja planteará un partido donde dejará la posesión del balón a La Roja. Gerardo Martino ha formado un bloque que cuajó una gran fase de clasificación y que en este Mundial se ha mostrado muy sólido atrás, aunque le ha faltado más gol pese a tener hombres reputados como Roque Santa Cruz, Nelson Haedo Valdez o Lucas Barrios.
Paraguay, superado su maleficio de octavos, se presenta crecida y estimulada. El conjunto de Martino llega al partido como el equipo menos goleador, con tres tantos, pero el menos goleado. Únicamente con el que le marcó Italia a Justo Villar en el primer partido.
El cuadro guaraní confía en que sus argumentos sobre el césped valgan para tumbar a España, a la que traspasan la presión del favorito. El bloque de Martino es un conjunto sólido y ordenado, que pretende la iniciativa en el juego aunque asume que hoy será el equipo de Vicente Del Bosque el que acapare el balón.
Es por eso que el seleccionador argentino de Paraguay ha acentuado la constancia en la presión y la atención para evitar que el mediocampo de España pueda crear a su antojo. Gerardo Martino ha recuperado al volante Víctor Cáceres, un fijo en la medular que tuvo que perderse el duelo contra Japón por la suspensión por las dos amarillas que vio en los otros partidos.
"El Topo" volverá al once, del que saldrá Néstor Ortigoza, su recambio natural y que fue titular por la baja de su compañero. El centrocampista Aureliano Torres es la única carencia que puede tener el seleccionador para el duelo contra España pese a haber mejorado de una contractura.
El técnico de Paraguay es partidario de afrontar los partidos con tres delanteros. Sin embargo, en su estreno contra Italia, reforzó el medio con un jugador más en detrimento de un atacante, una variante que puede repetir contra España, dada la fortaleza de la Roja en esa zona. De lo contrario, usará la terna ofensiva que puso en escena contra Eslovaquia, Nueva Zelanda y Japón.
Paraguay saldrá de inicio con: Justo Villar; Claudio Morel, Antolín Alcaraz, Paulo Da Silva, Carlos Bonet; Cristian Riveros, Víctor Cáceres, Enrique Vera, Edgar Barreto o Roque Santa Cruz; Nelson Haedo Valdez y Lucas Barrios.