Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pulseras antimaltrato

El año pasado se registraron 400 denuncias diarias por violencia de género, murieron según algunos 75 mujeres, otras fuentes aseguran que 79. En reporteros entrevistamos a uno de los 131 hombres que llevan una pulsera de control.
En su caso asegura que no es un maltratador, está aún a la espera de juicio. En cualquier caso, lleva una de las sistemas de protección que pertenecen a la Comunidad de Madrid. Las otras que hay son en Baleares, donadas además por esta comunidad. En el resto supuestamente no hay.
"Supuestamente", porque como tantos otros datos de este interés no están centralizados en ningún organismo. Y eso que era una de las medidas urgentes contra el maltrato machista aprobadas en 2006. Por eso algunos jueces consideran que es discriminatorio porque hay comunidades que pueden imponer este sistema y otras que no y que por tanto sus víctimas quedan desprotegidas. Pero no sólo no han entrado en vigor a nivel nacional sino que los que hay tampoco son una solución completa.
Se hace necesario distinguir entre las pulseras de localización que avisan a la víctima y las que no avisan pero sí a un centro de control. Esta última, es la pulsera de localización que falló en Pontevedra y terminó con el asesinato de una mujer pertenecía a Instituciones penitenciarias. Se usa para todo tipo de delitos y nunca ha habido más de 10 en funcionamiento. El Ministerio de igualdad aún no tiene ninguna. El año pasado murieron 75 mujeres por violencia machista. Detrás de todas ellas siempre queda la misma pregunta ¿Se podía haber evitado?