Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rumanía se 'esconde' en los Alpes suizos

Victor Piturca, seleccionador rumano.telecinco.es
Una bandera rumana delata el enclave del equipo de Victor Piturca en un hotel escondido en los Alpes suizos, a unos 20 kilómetros del Lago Constanza, y con el secretismo como norma.
La treintena de periodistas rumanos que siguen el día a día de su selección viven con resignación las estrictas normas del técnico, quien apenas permite el contacto de los medios con los internacionales.
Situado en el número 5 de la Wiesenbachstrasse, el hotel Sõntispark está cerrado a cal y canto, 60 habitaciones reservadas en exclusiva para la delegación rumana. Guardas de seguridad en los alrededores, alguno de ellos controlando el perímetro con un perro y altas vallas para que los movimientos de los futbolistas no puedan ser captados desde fuera por los 'paparazzi'.
Llegó el equipo en un autobús con los cristales tintados y no hubo ni imágenes en la entrada de este establecimiento de 4 estrellas, sin aire acondicionado y que por internet se oferta a unos 120 euros la noche, un precio irrisorio en comparación con los hoteles en los que se alojan el resto de selecciones.
Los periodistas rumanos se han reunido con responsables de la Federación para que faciliten un poco las cosas, pero salvo algunas fotografías tomadas en el exterior del hotel y en una salida a un centro lúdico, las apariciones de las estrellas del equipo son mínimas.