Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Transporte trasladará a El Langui que trabaja en el acceso de sillas de ruedas motorizadas a autobuses

El consejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda de la Comunidad de Madrid, Pedro Rollán, se reunirá este jueves con el artista Juan Manuel Montilla, conocido como el 'El Langui', a quien le hará llegar el mensaje de que desde esa Consejería ya "se está trabajando" en el acceso de sillas de ruedas motorizadas en los autobuses.
Esta reunión se produce después de que el conocido actor haya bloqueado en dos ocasiones el paso de un autobús para denunciar la falta de accesibilidad de este medio de transporte, al no poder acceder al mismo con su silla de ruedas.
'El Langui' criticó en las redes sociales que "los animales pueden subir y viajar" en los medios de transporte público pero parece que "las personas no" y advirtió de que seguiría "parando autobuses hasta que todas las flotas interurbanas sean accesibles".
Rollán ha asegurado que "con la escenificación del Langui se ha dado luz a una situación pendiente de resolver". "A lo largo de los últimos meses ha proliferado el uso de estas sillas motorizadas, que cada vez son más grandes, pesadas y voluminosas, y como hasta la fecha no era un uso común no había una regulación ad hoc; regulación que tiene que garantizar la seguridad tanto para la persona que va en ese vehículo como al resto de pasajeros", ha puntualizado Rollán.
El consejero de Transportes, Infraestructura y Vivienda de la Comunidad de Madrid ha afirmado, en referencia a la accesibilidad de las sillas de ruedas, que "ya se estaba trabajando con personas del mundo de la discapacidad, con los que hay programada una reunión para el día 1". Aún así, Rollán ha señalado que "quería rendir cuentas al señor Langui".
Rollán ha señalado que para establecer esa regulación hay que tener en cuenta "cuestiones como el sistema de fijación o el grado de inclinación en la plataforma de acceso, ya que hay sillas de un peso liviano, pero hay otras con unas dimensiones mayores". "Esta arbitrariedad es fruto de un uso avanzado de este tipo de sillas y por eso hay que adaptar la normativa", ha concluido.