Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UNEF dice que el autoconsumo fotovoltaico es "una hormiga" a la que el Gobierno "dispara con misiles"

El ejercicio 2012 se saldó con 273 megavatios (MW) más, mientras que 2013 registrará un incremento de hasta 100 MW gracias a la inercia
La regulación que prepara el Gobierno sobre autoconsumo de electricidad convierte este tipo de actividad en "una hormiga a la que se dispara con misiles", ya que se le impone la "losa" de unos peajes que comprometen su rentabilidad y un régimen de sanciones muy graves de hasta 60 millones, "similar a la de una central nuclear que expulse residuos radiactivos a la atmósfera", indicó el director general de la asociación, José Donoso, durante la presentación del informe anual del sector.
Para Donoso, el Gobierno ha actuado con "voluntad disuasoria" frente al autoconsumo, sin antender las recomendaciones del Consejo de Estado, de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) y de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC), lo cual supone una circunstancia "inédita" en el mundo.
Los autoconsumidores no solo deberán soportar un 'peaje de respaldo' por la producción para uso instantáneo, sino que además, al contratar una potencia más elevada para la instalación, tendrán que pagar más. El Gobierno ha incrementado el peso de la parte fija del recibo, correspondiente precisamente a la potencia contratada, y ha reducido la parte variable, que depende del consumo de energía.
UNEF calcula que, con el "objetivo oficial de que no caiga la demanda eléctrica", el Gobierno ha diseñado un marco regulatorio para el autoconsumo en el que la amortización de una instalación en un hogar pasará de 12 a 34 años. "El impuesto al sol nos ha convertido en el hazmerreír del mundo", lamentó Donoso.
Sobre el nuevo esquema de retribución a las renovables, el director general de la asociación consideró "tramposo" que el Gobierno quiera recortar en 1.350 millones la partida del régimen especial sin haber definido aún los estándares de cobro.
SERVICIO DE LA DEUDA.
"Hay muchas incógnitas", lamentó, antes de advertir de que la rentabilidad actual, impuestos incluidos, es del 6%, por lo que "cualquier retoque" puede impedir a los promotores pagar el servicio de la deuda.
Donoso comparó el problema de la fotovoltaica con el de las "prefentes", pero con la salvedad de que ahora ha sido inducido por el BOE, y señaló que el Banco de España, la CECA y la AEB son "muy conscientes" del problema que pueden originar los impagos en un sector con 20.000 millones de deuda.
La nueva regulación contempla la posibilidad de entrega de proyectos renovables, pero no desarrolla sus condiciones. Para el director general de UNEF, la norma es tan genérica que "deja abiertas las puertas" para que "el secretario de Estado de Energía (Alberto Nadal) pueda hacer lo que quira en cualquier momento". En suma, la nueva regulación convierte al productor fotovoltaico en "un rehén".
"BIEN COMPUTADA".
El vicepresidente de UNEF, Luis Torres, aseguró que la fotovoltaica es una tecnología "bien computada que ha hecho los deberes". En 2012, señaló, apenas se desvió en 1 millón de euros de la previsión, y pese a ello sufre un "ataque sistemático" por las primas que recibe, indicó.
Torres sostuvo, al aludir a las causas del déficit de tarifa, que hasta 2006 la deuda eléctrica se debió a la desviación de componentes ajenos a las primas a las renovables, y que una vez analizada la evolución del desajuste se puede apreciar que las tecnologías verdes "como máximo pueden ser autor intelectual del 22% del déficit".
Mientras, "las sucesivas normas retroactivas contra la fotovoltaica han reducido su rentabilidad en más del 30% e imposibilitan la liquidez de los proyectos", señaló.
273 MW DE INERCIA.
UNEF indica en su informe anual que el año pasado se instalaron 273 megavatios (MW) nuevos de fotovoltaica. La asociación prevé además que en 2013 se instalen hasta 100 MW nuevos, de los que la mayor parte son fruto de la inercia y otra parte menor corresponde a proyectos de autoconsumo emprendidos antes de que se conociese la nueva regulación.
En total, la potencia fotovoltaica asciende a 4.529 MW, repartidos entre 60.045 instalaciones, frente a la potencia total instalada 108.298 MW. Esta tecnología, que produce un 3% de la electricidad, acumula 38.000 MW de solicitudes ante Red Eléctrica de España (REE) para producir electricidad sin prima.
Ante las dificultades en España, el sector está apostando por la internacionalización, señala UNEF, que cifra en 7.500 el número de empleados de los que dispone en la actualidad, frente a 9.000 en 2012 y 41.700 en 2008.