Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los blanqueamientos dentales son uno de los tratamientos de estética dental más demandados

El blanqueamiento dental es uno de los tratamientos de estética dental más solicitados, por detrás de las limpiezas dentales y de las reconstrucciones, según ha mostrado el 'Estudio de Salud Bucodental' realizado por Sanitas.
El objetivo de esta terapia es corregir el deterioro de la tonalidad de los dientes provocada por diversos factores como la edad, la genética, una mala higiene bucodental o una enfermedad. En este sentido, la odontóloga de Sanitas Dental, Patricia Zubeldia, ha informado de que el aumento de la demanda de esta terapia se debe a que hay una "mayor" preocupación estética y por la salud bucodental.
Ahora bien, la experta ha destacado la necesidad de acudir al odontólogo para que valore si el paciente necesita, o no, un blanqueamiento dental ya que, tal y como ha alertado, hay personas que sufren blancorexia, es decir, una obsesión por obtener una blancura de la dentadura "imposible o muy difícil".
Y es que, la tonalidad de los dientes puede variar en función de múltiples factores. En este sentido, los especialistas distinguen entre factores intrínsecos, como la edad, la genética o padecer alguna enfermedad; y extrínsecos, como una mala higiene bucodental, golpes o fracturas en los dientes, el consumo de determinados alimentos o fumar.
"Determinadas bebidas, como el café y el té entre otros, contienen pigmentos que contribuyen a un cambio de coloración, hecho que también sucede con alimentos abrasivos o ácidos que dañan el esmalte dental y hacen que los dientes pierdan brillo y se perciban con un tono más oscuro", ha argumentado Zubeldia.
Dicho esto, y con el objetivo de prevenir el deterioro de la tonalidad, la experta ha recomendado acudir al odontólogo dos veces al año; practicar una adecuada higiene bucodental con cepillado e hilo dental para eliminar la aparición de placa; y evitar o reducir el consumo de tabaco, café y té.
TIPOS DE BLANQUEAMIENTO DENTAL
Todo el mundo puede someterse a un tratamiento blanqueante profesional, con la excepción de niños menores de 15 años con el esmalte aún no completamente formado; las mujeres embarazadas; los pacientes con enfermedad periodontal; los pacientes alérgicos a los componentes de la fórmula; y los pacientes con retracción gingival.
"Las principales ventajas del blanqueamiento dental, se elija una u otra modalidad, es que es un tratamiento rápido, seguro y eficaz, siempre que se haga bajo la supervisión de un experto. El odontólogo valorará la tonalidad previa y esperada mediante un análisis minucioso e indicará el método más adecuado", ha señalado la experta.
Entre los más frecuentes se encuentra el blanqueamiento en clínica o fotoactivación, que utiliza un gel blanqueante a base de peróxido de hidrógeno el cual se activa mediante luz LED la cual acelera el proceso de blanqueamiento, consiguiendo mejorar los resultados hasta en un 40 por ciento; blanqueamiento en casa, se necesitan unos moldes de la dentadura sobre los cuales fabrican una férula de plástico superior e inferior en las que se aplica el gel blanqueador en cada diente; y el blanqueamiento mixto, que consigue un aclarado de hasta 10 tonos y una mayor duración de los resultados a lo largo del tiempo.
Finalmente, el blanqueamiento interno está indicado para los dientes que se han oscurecido tras una endodoncia -matar el nervio- y su objetivo es devolver la tonalidad a un diente en concreto respecto a la totalidad. Sólo se puede hacer en dientes desvitalizados y se realiza en varias sesiones en la clínica bajo la supervisión del odontólogo.