Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hannah Montana, arrasa en su primer fin de semana en los cines

Miley Cyrus en una escena de la película. Foto: Disneytelecinco.es
Como agradecimiento a los miles de fans que han ido a ver su película, Miley ha acudido junto a su padre y coprotagonista, el cantante Billy Ray Cyrus, a las proyecciones del filme en salas de cine de Utah y Tennessee y ha publicado sus impresiones acerca de su fin de semana en el sitio web Twitter. "¡Mis seguidores son los mejores! ¡La película está teniendo una increíble recepción, amigos! ¡Y todo se debe a ustedes! Los amo a todos! ¡Si aún no lo han hecho vayan a verla!" ha escrito la actriz.
Cómo en su serie de televisión, Cyrus interpreta en la película a una chica común durante el día y a una estrella de música pop en la noche. Pero su padre (Billy Ray Cyrus) decide que la joven debe volver a tomar contacto con sus raíces pueblerinas así que la lleva en un viaje sorpresa a su viejo hogar de Tennessee, donde el amor y otras complicaciones hacen su aparición.
Nueva película de Miley
Antes de iniciar el fin de semana, Disney esperaba que 'Hannah Montana' tuviera resultados similares a los del filme 'The Lizzie McGuire Movie' (2003), un producto para el lucimiento de otra estrella de Disney Channel, Hilary Duff. 'Lizzie' obtuvo una ganancia de 17,3 millones de dólares en su estreno en el 2003, y cerró su recaudación nacional con 42,7 millones de dólares.
Disney pronto comenzará la filmación de otra película de Cyrus, 'The Last Song'.
Por encima de las estrellas consagradas
Cyrus atrae a más público que actrices ganadoras del Oscar como Julia Roberts y Jodie Foster, cuyas últimas películas en cartelera, 'Duplicity' y 'Nim's Island', respectivamente, han recaudado 13 millones de dólares cada una. BQM