Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lumen celebra el 'centenario Ginzburg' con la edición de tres de sus grandes obras

La escritora Natalia Ginzburg cumpliría cien años el próximo 14 de julio y la editorial Lumen se ha unido al homenaje de la autora italiana con la edición de tres de sus obras: la autobiografía 'Léxico familiar' y su 'versión' ficcionada 'Todos nuestros ayeres' y 'Las tareas de casa y otros ensayos'.
Nacida en Palermo en 1916, la familia de Ginzburg --de origen judío-- sufrió la hostilidad del régimen de Mussolini con el encarcelamiento de varios de sus miembros, algo que también sucedería con el futuro esposo de la escritora, Leone, un profesor de ruso y destacado antifascista.
Todo ello llevó a la autora a un exilio a un pequeño pueblo de los montes Abruzos donde escribiría su primera novela 'El camino que va a la ciudad' (1942), preludio de la tragedia que marcaría su vida. Cuando Ginzburg cumple 27 años, su marido Leone es detenido por la Gestapo años después, siendo torturado y asesinado posteriormente.
Estos años iniciáticos servirán de material a la autora para dos de las obras publicadas ahora en español, 'Todos nuestros ayeres' (1952) --con la traducción recuperada que hizo Carmen Martín Gaite-- y 'Léxico familiar' (1963). Las tres publicaciones de Lumen están prologadas por la escritora Elena Medel.
"Los personajes de Ginzburg lloran, ríen, se enamoran, se abandonan, mueren y, sin embargo, la autora busca en el lector otras provocaciones. En Ginzburg hasta el impulso responde a algo más y parece preguntarse por qué tiene la literatura que renunciar a la emoción", ha asegurado Medel respecto a los motivos para seguir leyendo a la escritora italiana.
A su entender, la historia de los libros de Ginzburg son "la Historia de Italia". "Es un recorrido por la historia de unos personajes y al mismo tiempo por el siglo XX de un país en el que la autora vive desde dentro la dictadura y la democracia hasta su exilio de la época inglesa", ha añadido.
LAS TRES OBRAS
'Todos nuestros ayeres' se desarrolla en la Italia de la Segunda Guerra Mundial, desde los meses previos a la entrada al conflicto de Italia hasta la victoria de los aliados. La protagonista, un trasunto de la propia Ginzburg, es una joven de familia burguesa que será testigo de primera mano de estos cambios en Italia.
Esta obra de ficción establece un diálogo con la autobiografía posterior 'Léxico familiar'. En este trabajo, Ginzburg habla de las primeras décadas de su vida sin el paraguas de la ficción y en la que se puede dar cuenta del ascenso y caída de su familia.
La tercera obra reeditada por Lumen es 'Las tareas de casa y otros ensayos'. "Se desarrolla igual que una crónica de vida. Ginzburg cuenta la vida de Natalia Levi, y su cotidianeidad incluye la lectura y la escritura, las películas y las conversaciones y las preguntas", apunta Medel en el prólogo de este libro.
CHÉJOV, PAVESE, PROUST...
Admiradora de la obra de Chéjov, Ginzburg ha sido una de las figuras principales de las letras en el siglo XX: fue amiga íntima de Cesare Pavese, trabajó en la editorial Einaudi y tradujo a autores como Falubert, Maupassant o Proust.
Sus libros han influido en escritores como Alice Munro, premio Nobel de Literatura en 2013, o Jhumpa Lahiri, premio Pulitzer en 2000, tal y como ellos mismos han reconocido públicamente. En España, películas como la reciente 'Los exiliados románticos' de Jonás Trueba o 'Las voces de la noche' --con Laia Marull y Tristán Ulloa-- han tenido inspiración en los textos de Ginzburg.
"Natalia Ginzburg es una narradora magistral, capaz de transformar en universal y absolutamente actual la experiencia y emoción de un personaje y de analizar la Historia italiana en las pocas páginas de una anécdota personal", concluye Medel.