Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mediaset recurrirá por "fraude de ley" la sentencia que da la razón a RTVE en la puja por los derechos de 'Champions'

Mediaset España ha decidido presentar un recurso de casación inmediato contra la sentencia de la Audiencia Nacional que desestima su solicitud de sanción contra RTVE por su sobrepuja en la adquisición de los derechos de emisión de los partidos clasificatorios de la Liga de Campeones, al entender que existe "fraude de ley".
En este sentido, la compañía considera "arbitraria" la interpretación de los hechos por parte de la justicia en esta resolución, que "pese a reconocer la existencia de una sobrecotización" de RTVE en una segunda puja habiendo operadores privados interesados en la adquisición de dichos derechos, finalmente "esgrime una serie de argumentos contradictorios para fallar a su favor, archivando la justa denuncia de Mediaset España".
Para la compañía, esta "confusa y arbitraria interpretación" queda de manifiesto en la propia resolución de la SETSI, que finalmente ha archivado la denuncia argumentando que la Liga de Campeones "es, además de un contenido televisivo de gran valor comercial, un acontecimiento de interés general compatible con la misión de servicio público atribuida a la Corporación RTVE".
"Una contradicción más, dado que la retransmisión de estos encuentros clasificatorios no son acontecimientos de interés general, ni por tanto compatibles con la misión de servicio público", ha señalado Mediasete en un comunicado.
Por el contrario, entiende que sí se consideran de interés general otros acontecimientos deportivos de carácter minoritario que no han sido atendidos por RTVE, vulnerando las obligaciones legales impuestas en su Mandato-Marco de 2007 de "atender preferentemente la divulgación de deportes de participación minoritaria y con participación de la mujer".
"Una obligación que durante cinco años podría atender sólo con el dinero público estimado invertido para arrebatar a Telecinco los derechos de la Champions", ha concluido.
LA AUDIENCIA NACIONAL AVALÓ A RTVE
La Audiencia Nacional avaló la decisión de TVE de pujar por los derechos de la Champions League para las temporadas de 2012 a 2015, en una sentencia dictada el pasado 21 de marzo. De este modo, la sentencia desestima el recurso de Gestevisión Telecinco contra una resolución de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información.
La sentencia de la Audiencia Nacional señala que la prohibición a RTVE en cuanto a adquisición de derechos se refiere a 'sobrecotizar' o 'sobrepujar', no a pujar. En concreto, en la sentencia a la que tuvo acceso Europa Press, el tribunal considera probado que la oferta por los derechos procede de una segunda tanda, pero a raíz de que la primera quedase desierta.
En este sentido, la sentencia explica que para la puja de los derechos en abierto se presentaron tanto Telecinco como Antena3, TV3 y la propia RTVE. La UEFA, tras considerar que las ofertas de los licitadores "no era lo suficientemente atractiva" dejó desierta la subasta.
Por lo tanto, la adquisición de derechos de la corporación se produjo en una segunda puja en la que presentó una nueva oferta "sin que conste que fuera mejorada en atención a los demás competidores". Por ello, la Audiencia Nacional entiende que la actuación de RTVE no es la de una "sobrepuja permanente".
SOBRECOTIZACIÓN DE DERECHOS
La sentencia plantea el hecho de que, sabiendo que había un operador privado de ámbito estatal como Telecinco que también estaba interesado en optar a los derechos y que por tanto habría cumplido con el objetivo legal de que determinados acontecimientos de interés general se emitan en abierto, la Corporación presentase una segunda oferta, suponiendo "automáticamente" una sobrecotización en perjuicio de un operador privado.
"No obstante, si se aceptara este argumento, quedaría vacía de contenido la posibilidad de que la corporación acceda a determinados contenidos de alto valor. En efecto, bastaría con que cualquier operador privado presentara una oferta, por baja que esta fuera, para que RTVE quedara automáticamente excluida de cualquier proceso de esta naturaleza", señala el texto.
Asimismo, la Audiencia Nacional considera probado que RTVE no incumple la ley que le exige limitar al 10% del presupuesto los aprovisionamientos para adquisiciones de derechos de emisión de eventos deportivos de gran interés.
En este aspecto, asegura haber recibido un certificado del director financiero de RTVE en el que se explica que los porcentajes finales de aprovisionamientos quedan fijados en un 9,65% del total del ejercicio 2012 y en torno del 3% del ejercicio de 2013.