Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pérez-Salmerón continuará con la modernización de la Biblioteca Nacional

Gloria Pérez-Salmerón, durante su presentación como nueva directora de la Biblioteca Nacional, y cuyo nombramiento se ha producido con el respaldo unánime del Patronato de esta institución. EFEtelecinco.es
La nueva directora de la Biblioteca Nacional de España (BNE), Glòria Pérez-Salmerón, continuará adelante con las líneas trazadas por el Plan Estratégico de esta institución, que, entre otros objetivos, pretende la modernización de los servicios que presta y la digitalización de sus fondos.
"Hay un Plan Estratégico muy claro y muy bien definido, y que tiene que ser desarrollado por todos los trabajadores", dijo hoy Pérez-Salmerón al ser presentada de forma oficial a los empleados de la BNE, en un acto en el que estuvo respaldada por la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, y por el director general del Libro, Rogelio Blanco.
Gran experta en Archivística y Biblioteconomía, Pérez-Salmerón se incorporó hoy a su despacho después de que el pasado viernes el Patronato de la BNE aceptara por unanimidad su nombramiento como directora, en sustitución de Milagros del Corral.
Del Corral abandonó su puesto el pasado 6 de mayo por estar en desacuerdo con la supresión de la Dirección General de la Biblioteca y con su descenso a subdirección general, dentro de los recortes económicos aprobados por el Gobierno.
Como dijo la ministra, "todos los cambios generan curiosidad y deseos", y es lógico que el personal de la Biblioteca Nacional sienta cierta "inquietud" ante "un nuevo horizonte desconocido".
Pero el cambio "es movimiento y, convenientemente conducido, lleva a la mejora, a lo inexplorado", y de eso, recordó González- Sinde, saben mucho los narradores cuando se enfrentan a "la página en blanco", que "suscita siempre vértigo, respeto y ganas de crear".
"Esa página en blanco será escrita a partir de hoy por Glòria Pérez-Salmerón, y ella va a escribir un nuevo capítulo de la Biblioteca Nacional junto con todos los que trabajan en esta institución, que tan bien la han defendido en estas semanas" de vacío, afirmó la ministra.
Pérez-Salmerón dejó muy claro que su intención es "continuar con las líneas" que están ya en marcha y procurar "dar salida" a los proyectos que aguardan su turno "en los cajones", entre ellos los del tricentenario de la Biblioteca Nacional, que comienza a celebrarse en 2011.
Los proyectos habrá que llevarlos adelante dentro del "plan de contención" presupuestaria que afecta a todos los organismos públicos, añadió la directora de la BNE.
"Estamos en un momento de crisis, y esta crisis hay que entenderla como oportunidad para hacer aquellas cosas que sean necesarias y replantearse las que no lo sean", señaló Glòria Pçérez-Salmerón a un grupo de periodistas al finalizar la presentación
La nueva directora visitará mañana las instalaciones de la BNE en Alcalá de Henares, donde se procesan y clasifican gran parte de los 25 millones de piezas que alberga esta centenaria institución, muchas de ellas de inmenso valor.
El viernes se reunirá con los patronos de la Fundación de Amigos de la Biblioteca Nacional, que se puso en marcha al final de la etapa de Milagros del Corral y uno de cuyos objetivos es impulsar y respaldar económicamente la celebración del tricentenario.
Glòria Pérez-Salmerón ha cambiado el "trabajo estupendo" que hasta ayer tenía en Barcelona, como responsable del padrón de habitantes y de las webs municipales, por llevar las riendas de la Biblioteca Nacional.
No ha debido de ser fácil para ella tomar la decisión porque su familia está en la ciudad condal, y ha tenido que pensárselo "bien" antes de aceptar el nuevo cargo.
Pero, "para una bibliotecaria, la Biblioteca Nacional es 'el referente'", subrayó Pérez Salmerón, quien está "muy contenta" de poder dirigir esta institución y "con ganas de hacer muchas cosas".
Ana Mendoza