Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Exclusividad que se respira

Leo De Watts, un joven británico de 27 años, ha llevado el emprendimiento a un nuevo nivel. La razón, una iniciativa conocida como 'Aethaer' que consiste en vender frascos de aire de algunos de los lugares menos contaminados de Reino Unido como Yorkshire, Gales o Somerset, por un valor próximo a los 100 euros y especialmente dedicado al mercado chino.

En delcaraciones al diario británico 'The Telegraph' el propio De Watts asegura que sus productos son "un artículo de lujo", y pide que  "piensen en nosotros como un equivalente de Louis Vuitton o Gucci", ya que según el impulsor de la iniciativa "no buscamos llegar al mercado de masas".

La idea puede parecer descabellada, pero teniendo en cuenta la crisis ambiental que sufre China, el joven emprendedor ha conseguido unas ganancias de 18.000 en las dos semanas que 'Aethaer' tiene de vida.