Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una niña de tres años despierta del coma cantando el "Mamma Mia!" de ABBA

Una niña británica de tres años, Layla Towsey, ha sorprendido a los médicos al despertar del coma en el que estaba sumida desde hacía cinco días cantando el "Mamma Mia!" de Abba, su melodía preferida.
La historia, que parece sacada de un guión cinematográfico, sucedió en el londinense Hospital Saint Mary's de Paddington, donde Layla recuperó la conciencia después de estar en coma aquejada de una meningitis, según informa hoy la prensa británica.
"Pude oirla cantando 'Mamma Mia!' en voz baja. No me lo podía creer", explicó su madre, Katy Towsey, de 23 años, quien no dudó en considerar "un milagro" la recuperación de su hija.
La canción del grupo sueco de pop, que cosechó un gran éxito durante la década de los setenta, era conocida por la pequeña gracias a la película basada en el musical de ABBA que protagonizó Meryl Streep y que se estrenó en el verano de 2008.
"Realmente es una de sus canciones preferidas, ella ha visto la película y le encanta", señaló su todavía incrédula progenitora.
Layla Towsey, natural del condado de Essex (Inglaterra), cayó enferma el mes pasado y sufrió un ataque al corazón después de que su madre la llevara al hospital tras detectar una especie de sarpullido en su pierna.
Los médicos diagnosticaron que la pequeña tenía meningitis B y septicemia meningocócica, y tuvieron que conectarla a un respirador después de que sufriera el infarto.
La madre de la niña subrayó que el primer doctor que trató a su hija le recomendó, tras ver el sarpullido, que no se preocupara.
Sin embargo, Towsey tuvo que insistir en que la viera un pediatra, aunque descartó que vaya a emprender acciones legales contra el hospital.
"Si no hubiera seguido mis instintos, el primer doctor le habría dado el alta", relató Katy Towsey, a quien la traumática experiencia vivida por su hija ha animado a apoyar una campaña para recaudar fondos destinados a buscar de una vacuna contra la meningitis B.
Para tal fin, la joven madre celebró hace unos días una fiesta en su jardín y recaudó 240 libras (algo más de 270 libras).