Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Agencia Tributaria saca a concurso el nuevo servicio de cita previa por algo más de 2 millones

UGT denuncia la "privatización" del sistema y dice que tendrá un sobrecoste de más de 830.000 euros
La Agencia Tributaria ha sacado a concurso la prestación del servicio de atención telefónico de cita previa para la mayoría de trámites y gestiones que deben realizar los contribuyentes en las oficinas del organismo por un importe de 2,086 millones de euros.
Las empresas interesadas en acudir al concurso tienen de plazo hasta el próximo 10 de noviembre y de los servicios de cita previa que deberán gestionar quedan excluidos los ofrecidos por la Agencia Tributaria durante las campañas de la renta.
El pasado 6 de octubre el organismo informó del lanzamiento de este nuevo servicio, de tal manera que, al igual que sucede con la campaña de renta, los ciudadanos puedan elegir en cualquier momento del año el día, la hora y el lugar para realizar sus consultas y trámites con Hacienda.
La implantación del sistema de cita previa será gradual. En una primera fase, hasta enero de 2015, se ofrecerán con cita previa, entre otros, los servicios generales de información y asistencia, los de recaudación y los relacionados con las campañas periódicas de comprobación de IRPF, IVA e Impuesto sobre Sociedades, servicios y trámites que realizan cada año más de 11 millones de contribuyentes en las oficinas de la Agencia Tributaria.
A partir del próximo año, la atención con cita previa se extenderá a la mayoría de los servicios, como es el caso de la información y asistencia relacionada con declaraciones informativas, o la tramitación de sanciones, recargos y recursos relacionados con actuaciones del área de Gestión Tributaria.
Se mantendrán fuera del sistema de cita previa servicios puntuales, como las presentaciones de documentación por registro y las inscripciones en el 'PIN 24 horas'. Igualmente, no se ofrecerán con cita previa el conjunto de gestiones que afectan al área de Inspección, al tratarse de actuaciones que ya llevan implícita la citación del contribuyente para una fecha determinada.
UGT PIDE UNA REUNIÓN.
En un comunicado, UGT ha denunciado la "privatización" del servicio de atención telefónico de cita previa, dado que, según afirma, tendrá un sobrecoste del 67%, algo más de 800.000 euros, que si fuera prestado directamente por el personal de la Agencia Tributaria. Por ello, ha solicitado la convocatoria urgente de la mesa general de negociación del organismo para aclarar esta situación.
Según el sindicato, la privatización del servicio tendrá un coste de 2,086 millones de euros y ofrecerá 119.200 horas anuales de atención telefónica, mientras que si fueran los trabajadores del organismo quienes realizaran el servicio, el coste sería de 1,24 millones de euros, "según datos de la propia Agencia Tributaria", denuncia UGT.
"Esta diferencia, entre el coste por prestar el servicio directamente por la Agencia y el coste por privatizarlo, asciende a 838.754 euros anuales. Esto supone un exceso de gasto para la Agencia de un 67% y un beneficio extraordinario muy rentable e incomprensible para la empresa adjudicataria del servicio", reitera el sindicato.
Además, afirma que el número de empleados contratados por parte de la empresa en caso de prestación del servicio sería de 68 trabajadores, mientras que por el importe del contrato que se quiere adjudicar (2.086.000 euros) la Agencia Tributaria podría contratar un total de 120 trabajadores.
Por último, recuerda que la Agencia dispone de 1.000 empleados fijos discontinuos, que no requieren formación porque ya son trabajadores de la propia Agencia, y que podrían ampliar su jornada y trabajar todo el año por un coste "muy inferior" al de la empresa privada.