Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La CEOE quiere salarios variables en la negociación colectiva

Juan Rosell, CEOEtelecinco.es

El presidente de al CEOE, Juan Rosell, ha apostado porque se otorgue un nuevo impulso a la flexibilidad interna y a los salarios variables. El líder de los empresarios ha reclamado esta medida, en aras de flexibilizar el mercado laboral y estimular la contratación.

Durante su intervención en la Asamblea General 2014 de la organización, Juan Rosell ha vuelto a pedir lo que llama "la modernización de la negociación colectiva que permita una mayor flexibilidad de las relaciones laborales y una mejor adaptación de las empresas a las diversas realidades".
Más aún, el patrón de patronos ha indicado que para crear empleo hay que "aliviar" la presión fiscal sobre el trabajo y fomentar la flexibilidad laboral, "no sólo en términos de entrada y salida de los mercados de trabajo, sino, también, en términos salariales".
"El aumento de la adaptabilidad de los salarios potenciando la parte variable de los mismos es un elemento fundamental para estimular la contratación", ha añadido.
ENTRE 300.000 Y 400.000 EMPLEOS EN 2014 Y 2015
Por otro lado, Rosell ha insistido en que la economía española encara 2014 con "moderado optimismo" ya que crece, pero "lentamente", y crea empleo pero de manera "insuficiente".
Con todo, ha apuntado que entre 2014 y 2015 se crearán entre 300.000 y 400.000 puestos de trabajo y que "la inflación no constituye un problema de primera magnitud".
Entre los riesgos, el presidente de la CEOE ha hecho mención a los altos niveles de endeudamiento privado y público y ha afirmado que "el esfuerzo de consolidación fiscal debe continuar, poniendo énfasis en el lado de los gastos y no en el aumento de los impuestos, como se ha venido haciendo hasta ahora".
"Necesitamos mayor financiación", ha añadido, para apostillar que también es necesario seguir reduciendo las cargas administrativas, e insistir en que "no se debe frenar la velocidad" de las reformas estructurales.