Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) FCC sigue 'números rojos' por la venta de Globalvía y la caída de la construcción en España

Registra un desplome del 35% en su actividad constructora doméstica por "el continuado descenso de la inversión en infraestructuras"
FCC cerró el primer trimestre del año con una pérdida de 16,7 millones de euros, con lo que mantiene al comienzo del ejercicio los 'números rojos' con los que concluyó 2015, afectado por el cierre de la venta de Globalvía, la caída del negocio constructor y la depreciación de la libra.
La venta de la exfilial de concesiones restó 7,3 millones a los resultados del grupo controlado por Carlos Slim, mientras que los tipos de cambio restaron 10,9 millones y el negocio de construcción otros 9,1 millones.
En caso de restar todos estos resultados extraordinarios, FCC hubiera logrado superar las pérdidas y comenzar el año con 'números negros' de 10,6 millones.
No obstante, durante el primer trimestre del año, la compañía de construcción y servicios logró recortar en 771 millones de euros (en un 14,1%), hasta 4.701 millones, su endeudamiento neto, gracias a la ampliación de capital de 709 millones de euros que la compañía realizó a comienzos del año.
Esta ampliación motivó que Carlos Slim sobrepasara la cota del 30% en el capital social de FCC, con lo que formuló una oferta pública de adquisición (OPA) de acciones sobre el 100% de la compañía, que actualmente está pendiente de autorización de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
En el plano operativo, la cifra de negocio del grupo cayó un 6,8% entre los pasados meses de enero y marzo, hasta los 1.382 millones de euros, lastrada por la caída del negocio de construcción en España y la menor actividad "coyuntural" de la actividad de servicios medioambientales en Reino Unido.
Estos factores, además de una dotación de provisiones, también provocaron un descenso del 9,3% en el beneficio bruto de explotación (Ebitda), hasta los 153,6 millones de euros.
DESPLOME EN CONSTRUCCIÓN NACIONAL.
Por áreas de negocio, la tradicional actividad constructora es la que más cayó, un 18,6%, lastrada por el desplome en un 35% de su facturación en España, como consecuencia del "continuado descenso de la inversión pública en infraestructuras". De hecho, FCC acaba de pactar un ERE para 610 trabajadores de esta división.
El negocio constructr internacional, que ya constituye el 62% del total, descendió ligeramente (3,7%) por la conclusión de varios proyectos. La compañía cuenta con una cartera de obras de 5.555 millones de euros, un 10% inferior a la de un año antes, y un 76% ubicada en el exterior.
De su lado, la división de servicios medioambientales se mantuvo como principal fuente de ingresos de FCC, al generar 659 millones, y pese a contraerse un 4,8% menos por la referida menor actividad en Reino Unido y la depreciación de la libra.
El negocio del agua descendió asimismo un 3,1% también afectado por la menor actividad en el mercado doméstico, hasta los 232 millones, mientras que el del cemento es el único que creció, un 6,6%, hasta 129,8 millones.