Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Grecia coloca con éxito 3.000 millones en cinco años en su regreso a los mercados tras el rescate

Samaras destaca que la subasta ha superado "todas las expectativas" y supone un "paso decisivo más" para salir de la crisis
Grecia ha regresado este jueves con éxito a los mercados de deuda cuatro años después de su rescate en 2010 con la colocación de 3.000 millones de euros, más de lo previsto, en bonos a cinco años con un cupón anual del 4,75%, emisión en que la que ha contado con una "muy fuerte demanda".
En un comunicado, el Ministerio de Finanzas destaca especialmente la participación de los inversores extranjeros, que está previsto adquieran el 90% de toda la deuda emitida.
El Ministerio, que prevé cerrar la operación la próxima semana, subraya que este tipo de inversores se caracterizan por una "alta calidad" y por un horizonte de inversión a largo plazo.
La Agencia de Gestión de la Deuda Pública de Grecia (PDMA por sus siglas en inglés) inició este miércoles los contactos para la venta con vistas a completar el 'book building' este jueves.
Aunque el Tesoro heleno no ha dado todavía datos concretos de la demanda y el interés, fuentes conocedoras de la operación que pidieron no ser identificadas informaron a los diarios 'To Vima' y 'eKathimerini" que el libro de pedidos para la emisión superó los 20.000 millones de euros y el interés se situó en el 4,95%.
"UN PASO DECISIVO"
Tras la subasta, el primer ministro griego, Antonis Samaras, destaca que Grecia ha dado un "paso decisivo más" para salir de la crisis, ya que tras registrar superávit primario antes de lo previsto y distribuir entre los ciudadanos parte de ese excedente presupuestario, su vuelta a los mercados "ha superado todas las expectativas".
En concreto, subrayó que el Tesoro ha logrado colocar 500 millones de euros más de lo previsto y que el interés se ha situado por debajo del 5%, confirmando el descenso de los intereses de la deuda que se ha registrado en los últimos días y que prevé continúe.
Además, incidió en que la fuerte demanda de inversores internacionales refleja su "inequívoca" confianza en el futuro de la economía griega y en su capacidad para salir de la crisis, incluso antes de lo que se preveía hasta ahora.
Asimismo, apuntó que Grecia no tiene necesidades urgentes de financiación, por lo que este regreso a los mercados tenía como objetivo abrir el camino a tipos más bajos en el futuro y confirmar la vuelta de la confianza, que permitirá ahorrar la país cientos de millones de euros en intereses en los próximos doce meses. Además, permitirá a bancos y empresas financiarse más barato.
Por otro lado, reconoció que todo esto es posible gracias a "los sacrificios y la madurez" del pueblo griego, a quién agradeció enormemente su esfuerzo y que hayan apoyado muchas veces "decisiones difíciles y valientes reformas" para que el país salga de la crisis.