Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampl.) Rosell, dispuesto a que los salarios más bajos suban más que el resto, incluso más del 2,5%

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, se ha mostrado dispuesto a negociar con los sindicatos que los salarios más bajos suban más que el resto, incluso por encima del 2,5%, el tope máximo fijado en su propuesta salarial para el acuerdo de negociación colectiva.
Rosell, en declaraciones a la cadena SER recogidas por Europa Press, ha reconocido que existe "una cantidad de gente muy importante" con salarios muy bajos.
"Quizá, de cara a los acuerdos con los sindicatos, ha llegado el momento de hacer planteamientos distintos para los salarios muy bajos y los no tan bajos, aceptando incrementos muchísimo más importantes para los salarios bajos", ha apuntado Rosell.
Sindicatos y patronales están intentando cerrar el acuerdo de negociación colectiva para 2017, para el que los sindicatos han planteado una subida salarial de entre el 1,8% y el 3%, frente al incremento de entre el 1% y el 2,5% (medio punto vinculado a productividad) que plantea la patronal.
Rosell ha señalado este miércoles que los empresarios están dispuestos a darle un "empujón" a los salarios más bajos para que vayan subiendo paulatinamente. Preguntado por si estaría dispuesto a que la subida fuera superior al 2,5%, Rosell ha afirmado que "podría hablarse".
La ministra de Empleo, Fátima Báñez, instó ayer a subir los salarios en España para fortalecer la recuperación, acompasándolos al ritmo de creación de empleo.
En este sentido, Rosell cree que las subidas salariales no deben vincularse al empleo, sino a los beneficios de las empresas. El dirigente de la CEOE ha recordado en este punto que todavía la mitad de las empresas, especialmente las pymes, siguen mostrando pérdidas. "Esto son números, lo demás son encuestas muy bonitas", ha subrayado.