Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Ampliación) El Gobierno remite al Parlamento "los primeros Presupuestos de la recuperación"

El pago de intereses de la deuda en 2014 superará en 2.000 millones el presupuesto conjunto de todos los ministerios
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha avanzado que el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2014, que el Consejo de Ministros ha remitido este viernes al Parlamento para iniciar su tramitación, son "los primeros presupuestos de la recuperación económica", al haberse elaborado con una previsión de crecimiento del 0,7%.
En rueda de prensa, Sáenz de Santamaría ha ahondado en que se trata de unos Presupuestos "responsables y realistas", que buscan un "equilibrio entre la necesaria austeridad y la contención de gastos, fundamentalmente en el ámbito de la Administración, y el impulso de la recuperación".
En la misma línea, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha destacado que las cuentas públicas del próximo año van a "permitir abrir la puerta de la creación de empleo", gracias al esfuerzo de toda la sociedad española, al esfuerzo por la "renuncia a gastar" y al esfuerzo por la subida de impuestos.
Pese a asegurar que no habrá más subidas de impuestos en 2014, indicó que los Presupuestos del próximo año siguen teniendo las características "ineludibles" de las cuentas anteriores: son "rigurosos, austeros y comprometidos con la reducción del déficit público".
LOS INGRESOS TRIBUTARIOS CRECERÁN UN 2,4%.
Los Presupuestos de 2014 contemplan que los ingresos tributarios alcancen los 179.750 millones de euros, un 2,4% más que la previsión de recaudación de este año. En IRPF, el Gobierno espera ingresar 73.196 millones de euros, un 1,7% más, mientras que por el Impuesto de Sociedades se recaudarán 22.326 millones, un 5,4% más que la previsión para este ejercicio.
Los ingresos por IVA aumentarán un 2,7%, hasta los 54.849 millones de euros, y la recaudación por Impuestos Especiales alcanzará los 20.453 millones, un 0,5% más respecto a los ingresos que espera obtener el Gobierno este año.
Los ingresos no tributarios alcanzarán, por su parte, los 20.747 millones de euros, lo que representa una caída del 0,9% frente a la previsión para este año. De esta forma, los ingresos totales no financieros sumarán 128.159 millones de euros, un 1,3% más.
A la vista de estos datos, Montoro indicó que los ingresos mejorarán el próximo año porque habrá un "ensanchamiento de las bases imponibles" por el mayor crecimiento económico, y afirmó que se trata de una estimación "realista", con una previsión "moderada" de ingresos. "Tendremos más ingresos totales, pero poco más, lo que evita cualquier tentación de gastar más, que no cabe si queremos potenciar el crecimiento", subrayó.
En este sentido, negó que el Gobierno vaya a subir los impuestos el próximo año y reiteró que, más bien al contrario, habrá rebajas selectivas de algunos tributos, como ya se ha aprobado para las pymes o los autónomos.
REBAJAS SELECTIVAS DE IMPUESTOS.
"Hasta ahora hemos tenido un estrechamiento de bases imponibles y por eso hemos tenido que subir impuestos, pero era ineludible para garantizar un cierto nivel de recaudación", reiteró Montoro, tras destacar que en 2014 habrá ya la "primera rebaja selectiva" de impuestos.
En materia de gastos, el gasto disponible para los ministerios alcanzará los 34.584 millones de euros, un 4,7% menos que este año. Dentro de este gasto, las partidas que más crecen serán la inversión en I+D+i, que sumará 5.633 millones, un 1,3% más, así como las becas (1.413 millones, un 21,5% más), la cultura (81 millones, un 17,1% más) y la vivienda (770 millones, un 4,8% más).
El límite de gasto no financiero se situará en 133.259 millones de euros, un 2,7% más. Dentro de este techo, el gasto por los intereses de la deuda sumará 36.590 millones de euros, un 5,2% menos, cifra que refleja, según Montoro, la mayor confianza en España y la mejora de la financiación del Tesoro.
De esta forma, los ministerios, con 34.584 millones de euros, contarán con un presupuesto 2.000 millones menor que lo que gastará el Estado en pagar los intereses de la deuda: 36.590 millones.
Por otro lado, se destinará un total de 29.469 millones de euros al pago de prestaciones por desempleo en 2014, lo que representa un 10,3% más en comparación con el presupuesto de inicial de 2013, cuando el gasto previsto se situó en 26.696 millones de euros.
Con todo, el gasto no financiero de los ministerios alcanzará los 66.336 millones de euros, un 5,6% más, mientras que las aportaciones a la Seguridad Social, las transferencias al SEPEE y las aportaciones a la nueva Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC) sumarán 31.752 millones, un 19,8% más.
MEJORA DEL DÉFICIT EN 2012 POR EL SUPERÁVIT DE AYUNTAMIENTOS.
Por otro lado, Montoro destacó también la mejora del cierre del déficit de 2012, desde el 6,98% anterior al 6,84% final. Esta reducción se debe exclusivamente a que las corporaciones locales han tenido finalmente un superávit del 0,22%, frente al 0,15% anterior.
Por el contrario, el Estado empeora su cifra de déficit, al pasar de un déficit del 4,11% al 4,24%, al igual que las comunidades autónomas, que cerraron con un déficit del 1,84% en 2012, frente al 1,76% estimado inicialmente. También tuvo un déficit mayor la Seguridad Social (del 0,97% al 0,99%).
Tras la aprobación del proyecto de Ley de Presupuestos en el Consejo de Ministros, será presentado en el Congreso de los Diputados en próximo lunes, 30 de septiembre, para dar comienzo a su tramitación parlamentaria.