Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

BBVA descarta que los requerimientos de capital adicional mermen la concesión de créditos

Estima un coste de 1.900 millones tras ajustar a precios de mercado la cartera de deuda soberana de la UE y los préstamos a sus economías
El director financiero de BBVA, Manuel González Cid, ha asegurado que las nuevas exigencias de capital identificadas por la Asociación Europea de la Banca (EBA) para ajustar a precio de mercado la cartera de deuda soberana no van a propiciar una reducción en la concesión de créditos de la entidad hacia la economía.
En una conferencia ante inversores para explicar los criterios exigidos por la EBA, González Cid dejó claro que la entidad que preside Francisco González "no está pensando" en implantar medidas de desapalancamiento del balance más allá del entorno, como puede ser la reducción crediticia, ya que crearía un efecto "muy importante" sobre la economía real. "La economía necesita entidades fuertes dispuestas a prestar activamente", valoró.
El director financiero de BBVA explicó que de aplicar ahora los criterios de solvencia acordados tras la cumbre del euro, el capital de calidad de la entidad (Tier 1) quedaría en el 8%, frente al 9,1% que alcanzó hasta septiembre.
González Cid estimó además que el coste de valorar a precios de mercado la cartera de deuda española ascendería a 800 millones de euros (24 puntos de 'core capital'), pues la EBA también exige contemplar los préstamos concedidos a las administraciones públicas. El consejero delegado de BBVA, Ángel Cano, cifró ayer esta cantidad en unos 400 millones de euros.
El total de ajustar la exposición del BBVA tanto a deuda soberana como préstamos a las economías de la UE, precisó el director financiero de BBVA, ascendería hasta los 1.900 millones.
González Cid quiso aclarar que las necesidad de capital del BBVA para llegar al 9% de capital de calidad pasarían de los 7.100 millones estimados por las autoridades europeas a 6.300 millones, pues no se han tenido en cuenta 800 millones de capital generados entre junio y septiembre.
Además, la EBA adelanta exigencias de Basilea que se debería aplicar en diciembre, con lo que la entidad presidida por Francisco González tendría un déficit de 'core capital' de 5.400 millones.
Para alcanzar el 9% de capital de calidad, el director financiero de BBVA concretó que la entidad espera generar 2.600 millones en operaciones orgánicas, esto es, 80 puntos de 'core capital', hasta junio de 2012.
MANTENDRÁ DIVIDENDOS.
"No habrá ningún tipo de problema", afirmó González Cid, para después garantizar que esta "fortaleza" permitirá al BBVA mantener su política de dividendos "sin alterar nada".
"El BBVA va a ser unos de los bancos más capitalizados de la UE en junio de 2012", sentenció sin ambages, al tiempo que descartó "totalmente" tener que recurrir a dinero público.
"Tenemos colchones de capital como para afrontar con absoluta tranquilidad los nuevos requerimientos de capital", concluyó González Cid.
Los 7.100 millones de euros estimados que la entidad presidida por Francisco González requiere para cumplir con un 9% de 'core capital', supondrían un 27% del conjunto de los cinco grandes bancos españoles, y que junto a Santander representa un 84,3% de los 26.161 millones de euros que requiere la banca española.