Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Baker & McKenzie nombra a Paul Rawlinson como su nuevo presidente

El despacho de abogados global Baker & McKenzie ha designado a Paul Rawlinson como su nuevo presidente en sustitución de Eduardo Leite, quien lleva en el cargo desde 2010, según informó la empresa en un comunicado.
Rawlinson, que será el primer presidente británico de la compañía, asumirá su nueva posición el próximo 23 de octubre, tras la reunión anual de socios que se celebrará en Barcelona.
El nuevo presidente es abogado del área de Propiedad Intelectual y cuenta con una larga trayectoria en Baker & Mckenzie, despacho al que se incorporó en 1986.
Actualmente Rawlinson, nombrado socio en 1996, ejerce como managing partner de la oficina de Londres desde 2013 y dirigió el área global de Propiedad Intelectual desde 2004 hasta 2010.
"Estoy encantado y agradecido por la confianza que los socios han depositado en mí. Afronto con mucha ilusión el deber de continuar desarrollando el fantástico trabajo de Eduardo y sus predecesores para fortalecer la posición de Baker & McKenzie como la primera firma legal global", ha señalado Rawlinson.
Por su parte, el presidente saliente, Eduardo Leite, ha subrayado que la desición ha sido "realmente difícil" para los socios, ya que la compañía contaba con "candidatos extraordinarios" para el cargo, aunque ha destacado que la elección de Rawlinson supone un "impulso formidable" para el despacho.
Entre los logros de Rawlinson durante su carrera, la compañía ha recalcado la implantación de los Centros de Servicios Compartidos en Belfast y Manila.