Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CC.OO. responde a Guindos que el "pinchazo" exportador y el "frenazo" europeo afectarán al PIB español

El secretario de Acción Sindical de CC.OO., Ramón Górriz, ha afirmado este lunes que, en lugar de seguir con sus planes de revisar al alza el PIB, el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, debería tener en cuenta que el "pinchazo" del sector exterior y el "frenazo" de las economías europeas afectarán a la economía española "de forma clara".
Górriz respondía así a las declaraciones del ministro a Europa Press, en las que avanzaba que el crecimiento del PIB se acercará al 1,5% este año y al 2% el año que viene a pesar del parón económico que se ha producido en la zona euro y del veto ruso a la importación de productos perecederos.
"Las previsiones actuales son el 1,2% y 1,8%. Evidentemente si hay una mejora nos acercaremos al 1,5% y 2%", señaló el ministro, que ha adelantado que la mejora se notará sobre todo en las magnitudes de empleo, puesto que el Gobierno espera que la creación de puestos de trabajo se duplique en 2015.
El dirigente sindical, en declaraciones a Europa Press, ha denunciado que lo que el ministro "no dice" es que la creación de empleo se basa en un empeoramiento de su calidad y critica que tampoco diga "nada" de cómo se va a combatir uno de los mayores problemas de España: la desigualdad, pues cada vez es mayor la brecha salarial y entre ricos y pobres.
"El señor De Guindos no hace sino defender las políticas de austeridad que han hecho recaer los recortes sobre los trabajadores. Son políticas contra el mundo del trabajo", ha argumentado Górriz, que ha apuntado que, aunque "no le extrañan" las declaraciones del ministro, debería darse cuenta de que hay que cambiar la política económica.
Así, el 'número dos' de CC.OO. ha defendido la necesidad de subir sueldos y el salario mínimo interprofesional (SMI), de hacer una reforma fiscal "diferente", que proporcione más ingresos al Estado y no beneficie a los ricos; de impulsar el empleo de calidad, y de mejorar la red de protección social con el establecimiento de una renta mínima que ayude a los 700.000 hogares que carecen de ingresos en España, tal y como prometió el Gobierno en la reunión que celebró con los agentes sociales el pasado 29 de julio.