Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CCOO critica el "silencio absoluto" del Gobierno central y autonómico en Abengoa

El secretario general de CCOO-A, Francisco Carbonero, ha criticado el "silencio absoluto" del Gobierno central y la Junta de Andalucía sobre la situación de la multinacional andaluza Abengoa, después de que ambas administraciones "se hicieron muchas veces fotos con los Benjumea, y estaban todo el día de palmeros", por lo que cree que ahora las administraciones "deberían ponerle más ahínco".
El dirigente sindical se muestra "muy sorprendido" de que ante la situación de una empresa de esas mismas dimensiones "en cualquier otro momento el Gobierno de España y Andalucía estarían diciendo algo", pero critica el "silencio absoluto de ambas", puesto que "sólo hablan de que tienen confianza de que se va a salvar el problema".
"Dónde está la ministra de Trabajo y el consejero de Empleo de la Junta, y por qué no aparecen para intentar contribuir a salvar la empresa", se pregunta Carbonero, quien critica que "aquí se esconden todos de todos".
Ha recordado "la de veces que se hicieron fotos con los Benjumea, con los que estaban todo el día de palmeros, unos y otros, y ahora deberían tener alguna responsabilidad y deberían ponerle más ahínco", considera.
Carbonero ha lamentado asimismo la "falta de transparencia" de la empresa, de forma que "lo que plantea es una cuestión de fe, porque nos creemos lo que se publica pero no porque la empresa esté diciendo la verdad y contando algo".
"Deberían ser más claros, pero el problema de Abengoa, intencionado o no, es que, bien por desconocimiento o porque juegue de mala manera para salvar a la empresa, es la falta de transparencia, pero no se puede estar generando duda permanentemente", ha añadido Carbonero.
CULTURA DE EMPRESA
Éste considera que "en una situación tan delicada como la de Abengoa debe haber transparencia, pero una empresa de esa dimensión y de carácter internacional no nos deja celebrar una asamblea, como recoge la legislación y así le pedimos a la empresa, pero se niega a que informemos a los trabajadores de lo que nosotros creemos que está sucediendo".
"Mientras, el director sigue mandando cartas de información a los trabajadores, pero la carta también es una cuestión de fe, porque no hay claridad ni hablan de cuanto empleo se ha perdido, porque no lo cuentan", se lamenta Carbonero, quien critica el "miedo" de los trabajadores "a los que le cuesta la vida coger un papel para informarse, pensando que le verán los jefes".
Para el dirigente sindical "sería nefasto que no hubiera viabilidad en la empresa, pero con estos directivos y esa cultura de empresa, debe mejorar mucho su forma de hacer las cosas, o a la empresa la meterán en un callejón con pocas salidas", por lo que esperan por un lado que "se busquen soluciones financieras pero exigimos que cambien tremendamente su actitud".
Sobre futuras concentraciones, Carbonero ha indicado que habrá que ver la evolución de los próximos días, toda vez que las concentraciones se pueden hacer en la medida de que quieran los trabajadores, pues la mayoría de los que participan en concentraciones son los de la factoría y en Palmas Altas está complicado".
"Los trabajadores se deben dar cuenta de que tienen que defender su empleo y como no defendamos el empleo, la preocupación de la empresa no es el empleo de los trabajadores, sino si siguen ganando dinero o no", ha indicado el dirigente sindical, para el que los empleados "son actores imprescindibles", especialmente en Abengoa "donde los trabajadores son el principal activo, pues el principal activo es el conocimiento y maltratan al conocimiento".