Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cándido Méndez formará parte de la delegación de la CSI que se reunirá con Sarkozy en el G-20

El secretario general de UGT, Cándido Méndez, formará parte de la delegación de la Confederación Sindical Internacional (CSI) que se reunirá con el presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, y la presidenta de Argentina, Cristina Fernández Kirchner, con motivo de la Cumbre del G-20 que tendrá lugar los días 3 y 4 de noviembre en Cannes (Francia).
Paralelamente, los líderes sindicales de los países del G-20 se reunirán en una Cumbre Laboral para analizar la crisis mundial en relación con la economía y los "ataques" contra los derechos sindicales.
El movimiento sindical internacional, encabezado por su secretaria general, Sharan Burrow, hará llegar a los líderes políticos del G-20 una declaración de la CSI para que se adopten medidas a favor del empleo y de la recuperación económica; que establezcan un objetivo coordinado para la creación de empleo; que reduzcan la desigualdad de ingresos y fortalezca los derechos de los trabajadores y trabajadoras; que creen un suelo de protección social y que reformen el sector financiero, estableciendo una tasa sobre las transacciones financieras.
La CSI ya reclamó a los ministros de finanzas del G-20 el pasado mes de septiembre mayores reducciones de las hipotecas y viviendas en países donde los valores inmobiliarios hayan colapsado; una reprogramación de reembolsos de la deuda soberana en países con un nivel de endeudamiento insostenible; y la emisión de eurobonos y reformas fiscales progresivas, entre otras cuestiones, para poder acabar con la creciente deuda que ahoga a la población mundial.
Además, el movimiento sindical internacional entregó también en septiembre una declaración a la reunión de ministros de Trabajo del G-20, donde se recogen las propuestas de la CSI en materia de empleo, valorando la creación de un grupo de trabajo sobre el empleo del G-20 que ponga en marcha planes para desarrollar una economía destinada a hacer frente a la crisis de empleo, especialmente el juvenil.
"Los líderes del G-20 tienen en Cannes una segunda oportunidad para cumplir sus promesas de crear empleo, reformar el sistema financiero y dar una respuesta coordinada a la actual situación de crisis mundial, en la que las personas cuenten más que el sistema financiero", subraya UGT.