Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Colonial duplica su beneficio por el aumento de las rentas y los menores costes financieros

Colonial registró un beneficio neto atribuido de 11 millones de euros en el primer trimestre, el doble (+131%) respecto al año anterior, impulsado por el incremento de su negocio de alquiler de inmuebles y la reducción de sus costes financieros.
La inmobiliaria participada por el grupo Villar Mir y Qatar ingresó 66 millones de euros por el alquiler de la cartera de edificios de oficinas que tiene en Madrid, Barcelona y París, un 20% más que un año antes.
El negocio en la capital gala, que desarrolla a través de su filial Société Foncière Lyonnais (SFL), aporta las dos terceras partes (el 74%) de los ingresos.
Este aumento de las rentas propulsó un 21% el beneficio bruto de explotación (Ebitda) de la compañía, hasta los 50 millones de euros.
Al resultado de Colonial también contribuyó la reducción de los costes financieros, fruto de la refinanciación de su deuda, con la cancelación de un antiguo préstamo sindicado y la emisión de bonos colocada el pasado año.
LOS ALQUILERES SE DISPARAN UN 40%.
En el plano operativo, la compañía firmó contratos de alquiler que suman 45.000 metros cuadrados de superficie de oficinas, lo que arroja un incremento del 40% respecto a un año antes.
De esta forma, Colonial ya ha ejecutado "más de la mitad" del objetivo de contratos de arrendamiento fijado para todo el año. Además, ha elevado hasta el 96% el porcentaje de ocupación de su cartera de edificios.
Respecto al capítulo financiero, al cierre de marzo Colonial presentaba un endeudamiento neto de 3.008 millones de euros, importe equivalente al 41,6% del valor de sus activos.