Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El FMI apuesta por dotar al Banco de España de más capacidad de supervisión

El Fondo Monetario Internacional (FMI) apuesta por introducir una serie de instrumentos regulatorios en el sistema financiero español que faciliten la labor de supervisión del Banco de España y refuercen su capacidad para hacer frente a un incremento de los riesgos derivados de la exposición inmobiliaria.
Así se desprende de las conclusiones preliminares del informe elaborado por el FMI en el marco del Programa de Evaluación del Sector Financiero (FSAP, según sus siglas en inglés), que recomienda a la banca española solventar las debilidades derivadas de la crisis, estar preparada ante posibles perturbaciones de la estabilidad financiera y fortalecer y modernizar los mecanismos institucionales.
Dada la importancia tradicional de la exposición inmobiliaria en el balance de los bancos, el FMI cree que "ampliar el conjunto de herramientas macroprudenciales" --incluyendo posibles límites en los niveles de préstamo sobre valor o de deuda sobre ingresos-- podría fortalecer la capacidad del Banco de España para lidiar con un futuro incremento de los riesgos asociados al sector inmobiliario.
En este punto, la organización dirigida por Christine Lagarde también considera que establecer un Consejo de Riesgo Sistémico interinstitucional mejoraría la vigilancia del riesgo sistémico y la toma de decisiones macroprudenciales. "Contribuiría a solventar la cada vez mayor interconexión del sistema financiero", agrega.
PIDE UNA MAYOR CONSOLIDACIÓN EN EL SECTOR
Entre otras recomendaciones, la institución con sede en Washington, que ve con buenos ojos la reciente ronda de concentración en el sector (Santander-Popular y Bankia-BMN), solicita un mayor grado de consolidación para hacer frente a la baja rentabilidad que está experimentando el sector en un contexto de bajos tipos de interés.
"La reciente ronda de consolidación bancaria es bienvenida, pero existen posibilidades para que se realicen más esfuerzos que fortalezcan estructuralmente la rentabilidad de los bancos", reza el documento elaborado por el FMI, que subraya que "algunos bancos" necesitan aumentar "aún más" su capital regulatorio o sus colchones de capital para compensar la eliminación gradual de las exenciones regulatorias y proteger su negocio ante los 'shocks' inesperados.
Además, el organismo internacional ve "esencial" una reforma global en el sector de las cooperativas de crédito. En concreto, para fortalecer su gobierno corporativo y mejorar su capacidad de resolución.
ENSALZA LA REFORMAS EMPRENDIDAS EN 2012
En líneas generales, el organismo internacional estima que las "importantes" reformas emprendidas en 2012, y continuadas posteriormente, han contribuido a que el sistema financiero se haya fortalecido.
"La rentabilidad y la solvencia han mejorado enormemente para la mayoría de los bancos, la disponibilidad de crédito es mejor y los ajustes a los nuevos requerimientos regulatorios están progresando sin problemas", afirma el FMI.
No obstante, la institución advierte de que el nivel de activos improductivos y adjudicados de algunas entidades sigue siendo "relativamente elevado" e indica que la banca española se encuentra "rezagada" en comparación con sus rivales europeos en la captación de capitales, a pesar de cumplir con la requirimientos regulatorios en este aspecto.
Por ello, también pide un enfoque "más proactivo" en la resolución de los problemas derivados de la crisis. "La agilización de la limpieza en los balances debería basarse en las orientaciones del Banco Central Europeo (BCE) sobre la reducción de los préstamos morosos y en la aplicación de las normas contables sobre las provisiones", sostiene el FMI, que afirma que los supuestos del valor de los bienes de los bancos deben analizarse "cuidadosamente".