Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fomento encarga a Ineco el proyecto del tren que unirá Madrid y Santander en menos de tres horas

Prevé licitar las obras en junio de 2017 para que esté listo en 2020
El Ministerio de Fomento ha encomendado a la ingeniería pública Ineco la redacción del proyecto de ferrocarril de altas prestaciones entre Madrid y Cantabria, que unirá las dos capitales en dos horas y 55 minutos en el horizonte de 2020.
El compromiso de Fomento es licitar el proyecto de obras en junio de 2017 para que a finales de noviembre esté adjudicado y pueda así finalizar en junio de 2020, según informó el presidente de Cantabria, Miguel Angel Revilla.
El proyecto encomendado a Ineco el pasado 16 de diciembre corresponde al trazado ferroviario entre Palencia y Santander, e incluye los trabajos de plataforma de vía, de la electrificación y de apartaderos de un kilómetro de longitud en siete puntos del recorrido. De esta forma, se permitirá que el tramo sea compatible para tráfico de mercancías y viajeros sin interferencias de horarios.
Según el presidente regional, la primera actuación que se acometerá será la doble vía entre Santander y Torrelavega, que "probablemente estará terminada antes que el total de la obra".
POTENCIAR EL PUERTO.
Revilla indicó que el proyecto está concebido para potenciar el puerto de Santander y competir con "los dos grandes gigantes" de Gijón y Bilbao.
El presidente indicó que la ministra de Fomento, Ana Pastor, le ha ratificado estos plazos por carta hace diez días y se ha mostrado convencido de que "esta vez" el proyecto "tiene que salir".
Para Revilla, el hecho de que Fomento haya encargado la redacción del proyecto a una empresa pública dependiente del Ministerio, y no una empresa externa, constituye una "ventaja" que "hace pensar que hay un interés claro en hacerlo y una gran posibilidad de que se cumpla". "Creo que ahora es imparable ya", destacó durante la presentación del plan estratégico del puerto de Santander.