Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fomento cambia los contratos de obras para reducir las bajas temerarias

El Ministerio prevé licitar un nuevo lote de contratos de conservación de carreteras por 100 millones
El Ministerio de Fomento ha cambiado los pliegos de los contratos de obras con el fin de reducir a la mitad la posibilidad de que se presenten ofertas económicas que constituyan una baja temeraria respecto al presupuesto al que el proyecto sale a concurso.
El objetivo de este cambio es evitar que posteriormente, durante la ejecución de las obras, se produzcan modificados que encarezcan los trabajos y demoren su plazo de ejecución, según informó el secretario general de infraestructuras del Ministerio, Manuel Niño.
En paralelo, Fomento ultima ampliar el número de años sobre los que una empresa puede acreditar su experiencia para concurrir a los contratos del Departamento. En concreto, se eleva de cinco a diez años para el caso de obras de construcción y de tres a cinco para los de suministros.
Con esta modificación, que el Ministerio pretende introducir cuanto antes, se pretende facilitar la concurrencia a contratos públicos de empresas que, por las reducciones presupuestarias y el menor volumen de obras, en los últimos ejercicios no han tenido ocasión de contratar con la Administración y acumular la experiencia necesaria.
Respecto a la limitación de las bajas temerarias, el alto cargo de Fomento indicó que los últimos contratos licitados por el Ministerio este mes de enero, correspondientes a conservación de carreteras, ya presentan los nuevos requisitos.
En virtud del nuevo sistema, serán consideradas bajas de precio temerarias aquellas que sean cinco puntos porcentuales inferiores a la baja media que arroje todas las ofertas económicas porcentadas. Hasta ahora, para ser calificada de temeraria tenía que estar diez puntos por debajo.
"Las obras tienen un precio y deben ejecutarse por ese precio para evitar el pernicioso camino de los modificados", argumentó el secretario general de Infraestructuras, que además señaló que se trata de una iniciativa "alineada" con la política de desindexación del Gobierno "para evitar revisar los precios de las obras".
LA CONSERVACIÓN DE CARRETERAS TOCA FONDO.
Durante su intervención en la asamblea de Asociación de Fabricantes de Mezclas Asfálticas (Asefma), el alto cargo de Fomento aseguró que el descenso de la inversión en conservación de carreteras ha "tocado fondo" y que la situación "está cambiando".
Así, Niño indicó que tras el lote de 16 contratos de rehabilitación y conservación de carreteras que el Ministerio sacó a concurso a finales de 2013 y comienzos de 2014, presupuestados en un total de 232 millones de euros, el Departamento tiene ya listos proyectos de nuevos contratos que suman otros 100 millones de inversión.
El secretario general de Infraestructuras ratificó que la conservación del patrimonio y la seguridad vial constituye una "prioridad" del Ministerio de Fomento, tal y como está reflejado en el Plan de Infraestructuras, Transporte y Vivienda (PITVI) del Departamento.