Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Méndez: "La mayoría absoluta ha muerto, viva el diálogo, el pacto y la transacción"

El secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha afirmado este miércoles, en su despedida como líder del sindicato tras 22 años al frente del mismo, que "no es tiempo de levantar muros", subrayando que "la mayoría absoluta ha muerto, viva el diálogo, el pacto y la transacción".
Durante su intervención en la jornada inaugural del 42º Congreso Confederal de la organización, en el que pondrá fin a 22 años de mandato, ha considerado, ante el actual contexto político, que es tiempo de pactos y "no de levantar muros".
En todo caso, ha puntualizado que "no se puede pactar descalificando, porque eso no funciona". "Nosotros nunca hemos considerado a nuestros interlocutores como unos apestados ni ellos a nosotros. Nunca hemos llegado a ningún acuerdo insultando", ha agregado.
El histórico sindicalista se ha referido a la última crisis económica vivida en España, que, a su juicio, debido al "espejismo" que hacía pensar que el crecimiento económico sería "permanente", ha tenido un impacto "mayor" y ha sido "brutal" en el terreno de los derechos laborales y condiciones económicas concretas, como los salarios, el aumento de la precariedad laboral o el debilitamiento de los servicios públicos y sociales.
CRÍTICA AL GOBIERNO.
En presencia de miembros del Gobierno y del PP, como la ministra de Empleo, Fátima Báñez, o la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, Méndez ha realizado una valoración "muy negativa" del papel y la gestión del Ejecutivo de Mariano Rajoy.
En su político discurso de despedida, Méndez ha criticado en varias ocasiones al Gobierno, reprochando que "ocho o nueve días después hizo justo lo contrario de lo que había prometido en la campaña".
"Ha habido un Gobierno con mayoría absoluta, un partido político con mayoría absoluta en muchos ámbitos que ha desarrollado una pulsación autoritaria muy fuerte, políticas ultraconservadoras y no solo se tomaron medidas para amortiguar los efectos de la recesión económica y de las políticas que emanaban de Bruselas, sino que se tomaron medidas que agravaron la situación social y económica en España más allá de Bruselas", ha reprochado.
Además, ha señalado que en la actualidad "los gobiernos envejecen muy pronto", recordando que la canciller alemana, Ángela Merkel, recibió antes al sindicato que Mariano Rajoy, lo que, en su opinión, ayudó a que el Gobierno les "necesitara" para impulsar un cambio del modelo de crecimiento, relanzar la industria y poner en marcha planes importantes como el plan de garantía juvenil, cuyos resultados finalmente "han sido poco significativos".
PIDE DEROGAR LA REFORMA LABORAL.
También ha aprovechado para pedir de nuevo la derogación de la reforma laboral y negociar un nuevo Estatuto de los Trabajadores, así como para reivindicar la defensa del sistema de pensiones, ante la convocatoria pendiente de una reunión del Pacto de Toledo, y al tratarse de un pilar "fundamental" para la "subsistencia de cientos de miles de trabajadores".
Asimismo, Méndez ha abogado por conseguir un "cambio de rumbo" en la UE, y ha propuesto que, en caso de producirse un cambio de Gobierno en España, se propicie una "alianza" entre Francia, Italia, Grecia o Portugal para "relanzara la economía".
"Hay otro elemento fundamental, recuperar la conciencia moral de Europa. Tratar con humanidad y dignidad reconociendo el derecho de asilo a los refugiados", ha añadido.