Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Moscovici asegura que 2016 "debe ser el año de la reforma fiscal" en la UE

El Ejecutivo comunitario presentará un paquete "ambicioso" contra la evasión fiscal a finales de enero
El comisario de Asuntos Económicos y Financieros, Pierre Moscovici, ha asegurado este lunes que 2016 "debe ser el año de la reforma fiscal" en la Unión Europea que continuará con el "amplio" programa llevado a cabo en 2015 con una agenda "muy cargada", en la que destacan iniciativas como implementación de las recomendaciones de la OCDE contra la erosión fiscal y la puesta en marcha de una base imponible consolidada común en el impuesto de sociedades (BICCIS).
"Queremos una fiscalidad más justa, más eficaz y más transparente, que sea un eje esencial de nuestra acción y de nuestro compromiso político", ha expresado el francés durante su intervención en ante la segunda Comisión Especial del Parlamento Europeo para investigar los acuerdos fiscales, conocidos como tax rulings, y la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios.
Moscovici ha subrayado que "las empresas tienen que pagar los impuestos que les toca y allá dónde obtienen los beneficios". "Es tan sencillo como eso, es un mínimo, si no no estaremos a la altura de lo que quieren los ciudadanos", ha apostillado antes de afirmar que el fraude y la evasión le "escandalizan".
Así, el comisario ha llamado a "echar la vista atrás" a las medidas adoptadas en 2015 para "luchar contra la planificación fiscal agresiva". En este sentido, ha destacado el acuerdo sobre el intercambio automático de información fiscal entre los Estados miembro, que ha calificado como un "auténtico éxito", aunque ha reconocido que "no va tan lejos como proponían la Comisión y el Parlamento".
En esta línea, Moscovici ha apuntado que el año pasado quedó demostrado que se puede avanzar "a pesar de que se requiera unanimidad en el Consejo de la UE" para dar el visto bueno a reformas en el ámbito fiscal. "Es un obstáculo, pero no puede ser una excusa", ha indicado.
UN PAQUETE DE MEDIDAS "AMBICIOSO" EN ENERO
En concreto, el comisario ha asegurado que la Comisión Europea presentará a finales de enero un paquete "ambicioso" para luchar contra la evasión fiscal, que será "una piedra angular" para la labor del Ejecutivo comunitario en los próximos meses. En relación a esto, Moscovici ha expresado que este paquete será "global" e incluirá medidas legislativas y no legislativas, así como aspectos "interiores y exteriores".
Así, con respecto a las recomendaciones de la OCDE contra la Erosión de la base imponible y el traslado de Beneficios (BEPS en sus siglas en inglés), el comisario ha señalado que la idea es trasladarlo a la legislación comunitaria y posteriormente "ir más allá". No obstante, ha admitido que algunos Estados miembro "tienen sus dudas" y que "no cuenta con unanimidad".
Sin embargo, ha mostrado su confianza en que el paquete "anti-BEPS" se pueda aprobar "durante la presidencia de Países Bajos" de la Unión Europea.
Otro de los puntos sobre los que más ha incidido el socialista francés en su intervención ante ambas Comisiones es la puesta en marcha de una base imponible común y consolidada en el impuesto de sociedades a nivel europeo (BICCIS). "2016 será el año del renacimiento de esta iniciativa", ha enfatizado el comisario sobre la que era una de las propuestas de la primera Comisión Especial que se encargó de evaluar los tax rulings en el seno de la UE.
Esperamos llegar a un acuerdo cuanto antes", ha subrayado Moscovici sobre este tema, antes de afirmar que tiene la "impresión" de que la presidencia de Países Bajos "comparte la misma ambición de la Comisión". De cualquier forma, ha expresado que en el desarrollo de esta base imponible en el impuesto de sociedades "hay que partir del principio de que la fiscalidad debe ser efectiva".
"Que ninguna empresa esté en situación que le permita pagar pocos impuestos o no pagar ninguno. El objetivo final es que cada empresa pague los impuestos donde genera el beneficio", ha reiterado.
UNA REFORMA DEL IVA "LO MÁS COMPLETA POSIBLE"
Asimismo, Moscovici ha afirmado que su segunda "propuesta principal" va a ser una reforma posible que será "lo más completa posible". "Todavía estamos trabajando y mi idea es que se pueda debatir en marzo", ha detallado.
Por otro lado, en relación a otra de las propuestas de la primera Comisión Especial sobre tax rulings de obligar a las multinacionales a realizar informes sobre sus datos fiscales en todos los Estados miembro de la UE, en los que informen sobre los beneficios alcanzados, los impuestos pagados y las ayudas recibidas, Moscovici ha apuntado que la clave es "saber hasta qué punto se tiene que hacer pública una información".
"Para eso se hace el estudio de impacto, para conocer el riesgo que puede haber en relación a la competitividad de nuestras empresas con respecto a las empresas de fuera de la UE. Tenemos que tener presente las ventajas y los inconvenientes de hacer pública o no la información fiscal de las empresas", ha expresado.