Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rosell cree que el Estado debería haber recortado más el empleo tras el traspaso de competencias a las CCAA

Afirma que hay empresas que están a la "expectativa" por la falta de Gobierno, pero pide "calma"
El presidente de CEOE, Juan Rosell, ha afirmado este martes que la reforma de las administraciones públicas podría ser "más fácil" con la actual "aritmética" política, ya que la falta de mayorías parlamentarias "hace que todo el mundo sea más responsable", y ha indicado que en el Estado "no ha habido la reducción (de empleo) que tenía que haber habido y que podría haber sido mayor", tras el traspaso de competencias a las CC.AA.
En rueda de prensa de presentación del informe 'El traspaso de competencias en el sector público', realizado por el Servicio de Estudios del Departamento de Asuntos Económicos y Europeos de la patronal, Rosell ha firmado que "sería bueno" que hubiese "cuantos más funcionarios, mejor que empleados públicos".
El Estado contaba en julio de 2015 con 531.324 empleados, que suponen el 20,9% del total de las administraciones. A su vez, las administraciones locales suponen el 22,7% del empleo público total, aunque el mayor porcentaje es el de las comunidades autónomas (50,5%), pero con la Sanidad y Educación transferidas.
En concreto, el estudio apunta que tras el inicio del proceso de transferencias a finales de la década de los setenta y comienzos de los ochenta, el número de ocupados en la Administración Estatal y la Seguridad Social era de unas 800.000 personas, mientras que en las comunidades autónomas la cifra era la mitad. Ahora, el empleo en las comunidades se ha multiplicado por más de cuatro, superando los 1,6 millones de trabajadores públicos.
Así, el número de trabajadores en la Administraciones Estatal y en la autonómica se ha incrementado en más de un millón de personas desde 1987, especialmente hasta el año 2011, aunque Rosell ha recordado que la población también ha aumentado en los últimos años.
En cualquier caso, ha abogado por acometer la reforma de las administraciones "salga quien salga", y ha deseado "que salga bien", a pesar de que "sabemos que los recursos no son infinitos y no se pueden hacer muchos inventos", si bien el actual contexto político de ausencia de mayorías parlamentarias "hace que todo el mundo sea más responsable y vea qué es lo que hay que hacer con un planteamiento y perspectiva de 10, 15 o 20 años".
REFORMAR FORMACIÓN PROFESIONAL E INEM.
A su juicio, hay "buena voluntad" para reformar las administraciones, pero "muchas veces queda paralizado por las propias dificultades que se ponen internamente en las administraciones", y ha citado, como "cosas a empezar de nuevo", a la formación profesional y el INEM.
En concreto, sobre la formación profesional ha aseverado que "no ha funcionado" y que los resultados de los últimos años "son cero", por lo que ha apostado por partir "de cero", destacando que las empresas "son las que saben, las que están pagando y tienen que decidir". De igual forma, sobre el INEM también ha advertido de que "no funciona", por lo que ha pedido hacer una "reflexión" análoga a la que realizan otros países y ver qué planteamientos se pueden hacer.
No obstante, ha destacado que hay otros organismos de la Administración que tienen una informática "de primera división", como el caso de la Agencia Tributaria. "Hay muchísimas cosas en la Administración que no hay que tocar, hay que reformar, pero otras que hay que ser valientes y decir que esto no funciona y vamos a cambiarlo", ha añadido.
El presidente de la patronal ha considerado "tremendamente complejo" determinar si la Administración Pública está sobredimensionada, aunque ha avanzado que CEOE elaborará dos "voluminosos" informes sobre Educación y Sanidad en los próximos meses.
Asimismo, sobre la colaboración público-privada ha apostillado que se trata de algo que los empresarios "hemos defendido y defenderemos siempre" porque "creemos que los resultados son mejores" y "normalmente salen más positivos", aunque hay veces que sucede lo contrario.
INCERTIDUMBRE POLÍTICA.
En cuanto a la incertidumbre política, Rosell ha explicado que "ha habido un resultado muy complejo, muy difícil", ya que "antes estábamos acostumbrados a tener dos grandes partidos y que ya sea en mayoría o haciendo pequeño movimiento tenía mayoría parlamentaria", si bien ahora "tenemos que dejar que los partidos sean capaces de arreglarlo o no arreglarlo".
Respecto a la posibilidad de que el retraso en la formación del Ejecutivo retrase las inversiones, ha indicado que "por supuesto que hay gente que está a la expectativa, gente que está en situación de esperar y ver", pero también "otros muchos que no tienen que tomar decisiones drásticas en las próximas semanas".
Por ello, ha llamado a la "calma", y ha recordado que "no estamos solos en el mundo", sino que fuera de España hay conflictos "de todo tipo y manera" que afectan a las inversiones, como las fluctuaciones del precio del petróleo y la crisis de refugiados, que en Europa es "uno de los elementos importantes de preocupación".
Según Rosell, otros elementos de preocupación son el menor crecimiento de Europa respecto a Estados Unidos y la evolución de la economía mundial, de forma que el asunto de España "es un tema que nos preocupa pero fuera no es el tema estrella". "Cuanto antes tengamos Gobierno yo creo que mucho mejor para todos", ha agregado.
PACTO PSOE-CIUDADANOS.
Preguntado sobre el pacto alcanzado entre el PSOE y Ciudadanos, Rosell ha señalado que se trata de un programa "de sumas y restas" entre ambas formaciones con el que "en algunas cosas podemos estar más e acuerdo y con otras menos".
"Queremos Gobierno cuanto antes", ha apostillado Rosell, quien ha puntualizado que en el pacto entre los partidos de Pedro Sánchez y Albert Rivera "ponen titulares y después no explican la letra pequeña", pero que, en cualquier caso, la reforma laboral "no se puede derogar porque sí mañana por la mañana porque caeríamos en el vacío".
"No se pueden derogar las reformas que se introdujeron ni en el 10, ni en el 11 ni en el 12 porque todo es mucho más complejo, hay miles de leyes a nivel autonómico, estatal y europeo que van interrelacionadas", ha reiterado.
TRASPASO DE COMPETENCIAS Y EMPLEO PÚBLICO.
El informe presentado por Rosell muestra que desde 1978 se han producido en España 1.994 acuerdos de traspaso de competencias, con una tendencia creciente desde 1997 hasta 2011, pero con una notable moderación desde el año 2000.
Así, la evolución del proceso de transferencias se concentra sobre todo a mediados de la década de los años ochenta y mediados de los noventa, siendo Cataluña (189) la comunidad con más acuerdos de transferencia, seguida por Andalucía (155) y por Galicia (154).
Rosell ha explicado que aunque se transfiera una competencia a las comunidades, el Estado conserva la responsabilidad exclusiva en determinadas funciones, lo que hace "que se mantenga una plantilla de personal ocupado, siendo importante que esta plantilla no esté sobredimensionada y que se eviten duplicidades entre el Estado y las comunidades autónomas".