Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Siemens gana un 62% menos en el segundo trimestre de su ejercicio por menores atípicos, hasta 1.480 millones

El grupo alemán de ingeniería y energía Siemens obtuvo un beneficio neto de 1.480 millones de euros en el segundo trimestre de su año fiscal, lo que representa un retroceso del 62,1% respecto al mismo periodo del ejercicio precedente como consecuencia de los menores elementos extraordinarios positivos contabilizados.
El resultado de Siemens en el segundo trimestre del anterior ejercicio fiscal se vio impulsado por los ingresos extraordinarios derivados de las desinversiones en el negocio de audiología y la venta de su participación en Bosch y Siemens Hausgeräte, operaciones que generaron 3.000 millones en concepto de beneficios.
En este sentido, el beneficio del negocio industrial de la multinacional germana creció un 27,8% entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2016, hasta 2.115 millones de euros.
La cartera de pedidos de Siemens se situó en 22.294 millones, un 7,4% más, mientras que los ingresos de la compañía sumaron 18.996 millones, una cifra un 5,2% superior a la del mismo intervalo del ejercicio fiscal precedente.
Si no se tuviera en cuenta el efecto del tipo de cambio, la facturación de Siemens se habría incrementado un 7%, mientras que el valor de la cartera de pedidos sería un 10% superior a la del segundo trimestre del anterior ejercicio.
"Logramos otro resultado convincente en el segundo trimestre", destacó Joe Kaeser, presidente y consejero delegado de Siemens, quien subrayó que la multinacional mantendrá un riguroso enfoque hacia un crecimiento rentable.