Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La nueva secretaria general de UGT-A pide a Susana Díaz que la "firmeza y transparencia" sea "bidireccional"

La nueva secretaria general de UGT-A, Carmen Castilla, ha pedido a la presidenta de la Junta, Susana Díaz, que la "firmeza y transparencia" que le exige al sindicato sea algo "bidireccional".
En su discurso tras ser elegida máxima responsable del sindicato, Castilla ha aludido a las palabras de Díaz "que pidió el pasado miércoles firmeza y transparencia" a UGT-A, ante lo que la secretaria general de UGT-A pide a la Junta y a la propia Díaz "lealtad, firmeza y transparencia". "Esto tiene que ser bidireccional", ha aseverado.
Tras apuntar que algunos le comparan con Susana Díaz, Castilla ha apuntado que "hay una diferencia clara entre Díaz y yo, ella es secretaria general del PSOE-A y yo soy secretaria general de UGT-A".
Castilla, que se definió a sí misma como "una persona científica", prefirió en su primer discurso ante el Comité Regional hablar sin papeles "desde el corazón", y ha recordado que UGT "es el mayor sindicato de la historia de España" y destaca que ella será "la primera mujer que liderará UGT-A".
Tras recordar su trayectoria profesional, de más de 20 años en el SAS, en concreto en el área de medicina interna, ha criticado la acción de la derecha "más reaccionaria", que "se está cargando la Constitución por la vía de atrás, recortándonos derechos y queriendo callar a UGT, la única organización capaz de plantar cara a esos 'fascistas'".
Así, ha aludido a medidas del Gobierno central como "la reforma laboral, la privatización del sistema sanitario, la reforma de la administración local o la Ley Orgánica de Medidas para la Calidad Educativa (Lomce)". En ese sentido, ha puesto su ejemplo personal, para apunta que "en los años 70 la menor de ocho hermanos pudo estudiar y tener una carrera, pero ahora esa persona probablemente no podría estudiar, y esa niña lidera ahora UGT-A, fastidie a quien fastidie".
Además, ha pedido unidad a todas las uniones y federaciones, de forma que "se acabó el sector crítico, somos una sola UGT y voy a darle la mano a todos los que han estado en contra de este proceso". "Vamos a salir reforzados de este proceso pero no le vamos a dar el gusto a los que están fuera ni a la derecha más reaccionaria, vamos a ir unidos", agrega.
Castilla ha agradecido la labor de la Ejecutiva especialmente de los dos compañeros salientes, José Carlos Mestre y Josefa Castillejo, tras lo que asegura que "nadie se merece el trato que se le ha dado a esta organización, y menos ustedes, estupendos compañeros". En ese punto ha hecho mención especial en su discurso al anterior secretario general, Francisco Fernández Sevilla, "al que no le han dejado hacer nada o casi nada, peor que fue un gran secretario general".
"Hoy empezamos una nueva etapa", ha aseverado Carmen Castilla, quien citando a un Premio Nobel de Física, considera que "no podemos predecir el futuro pero quizás podamos inventarlo". "No pudo con nosotros el fascismo y no podrán con nosotros tres, cuatro o cinco, somos los mejores y seguiremos defendiendo los derechos y libertades", ha aseverado.