Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La aplicación de los mínimos en el 'céntimo santiario' ahorrará a Hacienda 400 millones en las devoluciones

Ferre avanza que Hacienda ya ha resuelto unas 23.000 solicitudes de devolución
La aplicación del nivel mínimo de imposición estipulado por la directiva comunitaria sobre la tributación de hidrocarburos ahorrará al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas alrededor de 400 millones en las devoluciones del 'céntimo sanitario', el impuesto sobre los carburantes que aplicaban algunas comunidades autónomas.
Una vez que la Justicia europea dictaminó que el 'céntimo sanitario' vulneraba la legislación, los afectados reclamaron la devolución de los 13.000 millones recaudados ilegalmente entre 2002 y 2011.
Sin embargo, la cantidad que se devolverá será muy inferior por la prescripción de muchos de los ejercicios en los que se aplicó -de 2002 al tercer trimestre de 2009- y por la aplicación de los mínimos exigidos por la directiva comunitaria sobre la fiscalidad de hidrocarburos, que restará esos 400 millones.
Después de que Bruselas no se haya opuesto al criterio español de cumplir con esos mínimos y una vez sumados otros conceptos como los intereses de demora, se estima que la cifra puede rondar los 2.000 millones.
Sin embargo, fuentes del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas han asegurado que es muy difícil calcularla con exactitud, porque el mínimo que exige la directiva no ha sido igual todos los años, ha ido variando, porque cada comunidad aplicó el 'céntimo sanitario' de forma distinta y porque no se sabe cuantos contribuyentes solicitarán finalmente la devolución.
Así, han explicado que las devoluciones serán muy diferentes según lo que haya gastado cada contribuyente y dónde lo haya hecho. En algunos casos, han dicho, podrán llegar al 100% de lo gastado y en otros no habrá derecho a devolución.
En cualquier caso, el secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ferre, ha garantizado que no hay intereses recaudatorios en la aplicación de estos mínimos de tributación, sino que es necesario para que España se ajuste a la directiva comunitaria. De no ser así, según Ferre, Europa podría abrir otro procedimiento de infracción a España por no cumplir la normativa comunitaria o por otorgar ayudas de Estado de forma encubierta.
YA HA HABIDO DEVOLUCIONES
Por otro lado, Ferre ha avanzado que ya se están produciendo las primeras devoluciones y ha asegurado que Hacienda ya ha gestionado y tramitado unas 23.000 solicitudes desde el comienzo del proceso el pasado 25 de septiembre, unas 1.000 solicitudes al día. Y con cada solicitud se han presentado unas 100 facturas de media.
A su parecer, la Agencia Tributaria se está "volcando" en los trámites de información y asistencia al contribuyente desde el inicio del proceso, aunque ha lamentado la "lentitud" de los contribuyentes con derecho a devolución y ha insistido en la posibilidad de usar el formulario diseñado por la Agencia para facilitar el proceso.
Según el secretario de Estado, el "único interés" de Hacienda es hacer las devoluciones en el menor plazo posible y no hay ninguna voluntad de retener o ralentizar el proceso, puesto que el Ministerio es "claramente respetuoso" con el marco jurídico europeo.