Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El déficit comercial cae la mitad hasta abril por el desplome de las compras

El ministro de Industria, Miguel Sebastián. EFE/Archivotelecinco.es
El déficit comercial español se redujo a la mitad en los cuatro primeros meses del año y se situó en 17.659 millones de euros debido al desplome de las importaciones, que aunque siguen siendo superiores a las exportaciones, cayeron más de un 30% por la baja demanda interna y de la inversión.
Los datos del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio publicados hoy muestran que las importaciones hasta abril tuvieron un volumen de 68.058 millones de euros, el 32,1% menos que en el mismo período de 2008, y que las exportaciones fueron por valor de 50.399,3 millones, el 23% menos que hace un año.
Asimismo, la tasa de cobertura fue del 74,1%, superior en 8,9 puntos a la de los cuatro primeros meses de 2008.
Y es que la crisis económica ha provocado que tanto las ventas al exterior como las compras se redujeran hasta abril, por un lado por la caída de la actividad económica de los principales socios comerciales de España y por otro, por el descenso del consumo nacional y de la inversión.
Según varios expertos consultados por EFE, la reducción del déficit se mantendrá en tasas de entre el 40% y el 50% en los próximos meses, con una mayor caída de las importaciones que de las exportaciones, lo que hará que el sector exterior aporte casi 2,5 puntos al crecimiento del PIB en 2009.
De esta forma calificaron de factible la previsión realizada por el Ejecutivo de que el sector exterior aportará 2,4 puntos al crecimiento de la economía al cierre de este año, un pronóstico similar al del Banco de España que prevé que el déficit comercial se reduzca a la mitad en los próximos dos años.
Los analistas coincidieron en que aunque la diferencia entre los descensos de las importaciones y exportaciones se ampliará más en los próximos meses, será difícil ver tasas de recortes más intensas del 50%.
Los principales sectores exportadores en el primer cuatrimestre del año fueron bienes de equipo y alimentos, que representaron el 19,8% y el 17% del total, respectivamente, de las ventas al exterior.
También el sector del automóvil tuvo una cuota del 17% del total de las exportaciones hasta el mes de abril, aunque fue uno de los que registró mayor caída en sus ventas al exterior, con un retroceso del 32,6% respecto al mismo período de 2008.
Asimismo, descendieron las exportaciones de los productos energéticos, el 39,4%, las de bienes de consumo duradero, el 34,9%, las de semimanufacturas no químicas, el 30,6%, y las de las materias primas y bienes de equipo, el 27,8% y 23,8%, respectivamente.
En cuanto a las importaciones, las compras de bienes de equipo, el sector más dinámico hasta abril, se redujeron el 34,8%, seguido del sector de productos energéticos, que representó el 16% de las compras, y que cayó el 46,3%.
También las compras del sector del automóvil bajaron el 33,3%, y las de los alimentos, las manufacturas de consumo y las de los productos químicos algo más del 13%.
Por zonas geográficas, Industria destaca la caída del 24% en las exportaciones dirigidas a la Unión Europa y que representaron el 70,4% del total, así como las de la zona euro (58% del total), que bajaron el 21,7%.
Lo mismo ocurrió con las importaciones. Las procedentes de la UE (el 58% del total) bajaron el 29,5%, y las de la zona del euro (el 49% del total) el 29%.
Por otra parte, el déficit comercial del mes de abril se redujo el 54,8%, hasta 3.635 millones, con respecto al mismo período de hace un año, como consecuencia de unas exportaciones de 13.192 millones, el 26,6% menos y de unas importaciones de 16.827 millones, el 35,3% menos.