Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La reunión cumbre en la cancillería espera sentar las bases para el futuro de Opel

Una reunión cumbre que se celebra esta noche (18:00 GMT) en la sede del gobierno alemán, y presidida por la canciller Angela Merkel, espera poder sentar las bases para el futuro del fabricante de automóviles Opel, que de momento es incierto debido a la situación de su matriz, General Motors (GM).
Ante todo, en la reunión se valoraran las ofertas de los posibles inversores interesados en Opel, que hasta ahora han sido calificadas de insuficientes por el ministro de Economía, Karl-Theodor zu Guttenberg.
De momento, sin embargo, en el gobierno parece haber cierta preferencia por la oferta del fabricante de componentes de automóviles austriaco-canadiense Magna, que también es la favorita del comité de empresa de Opel.
Las otras dos ofertas en discusión han sido presentadas por el grupo automovilístico italiano Fiat y el inversor financiero estadounidense Ripplewood.
Además, según ha admitido Guttenberg, también hay interés de un posible inversor chino que, según varios medios, sería el grupo Beijing Automotive Industry Corp. (BAIC).
El gobierno alemán tiene además como meta convencer a los representantes de GM y del gobierno de Estados Unidos de que permitan que Opel se separe de su casa matriz para que la crisis de ésta no arrastre a la empresa.
El presidente del Comité de Empresa de Opel, Klaus Franz, sostuvo hoy, en declaraciones a la Segunda Cadena de la Televisión Alemana (ZDF), que las negociaciones a ese respecto están bastante avanzadas y aseguró haber visto un documento prácticamente listo para firmar.
Otro tema es el de la concesión de un crédito a Opel, para el tiempo que tarde la posible reestructuración de la empresa. El ministro de Finanzas, Peer Steinbrück, ha señalado que una decisión al respecto puede tomarse esta noche.
A la reunión asistirán, además de Merkel y Guttenberg, los jefes de gobierno de los cuatro estados federados alemanes donde hay plantas de Opel, el jefe de GM-Europa Carl-Peter Forster y un representante del Departamento del Tesoro de Estados Unidos.
Los directivos de los inversores interesados, además, deberán exponer sus propuestas por separado en la reunión.