Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las importaciones de crudo a España caen un 0,8% en abril

Se triplican las procedentes de Irán tras reanudarse las importaciones en marzo y se registran las primeras de EEUU desde 1996
Las importaciones de crudo a España alcanzaron las 5.283 kilotoneladas en abril, lo que representa una caída del 0,8% con respecto al mismo mes del año pasado, según datos de Cores.
Las importaciones procedentes de América Central y del Sur continuaron disminuyendo (-41,5%), no habiéndose importado crudo de Brasil, lo que no sucedía desde octubre de 2014.
Igualmente, cayeron los abastecimientos de África (-21,3%), a pesar de contar con dos de los principales suministradores del mes (Nigeria y Angola).
El resto de zonas crecieron de forma sensible, con América del Norte incrementando su aportación un 47,3% con importaciones de Estados Unidos por primera vez desde 1996, Europa y Euroasia creciendo un 46,4%, por las aportaciones de Kazajistán y Reino Unido, y Oriente Medio (+15,7%), en menor medida.
Mientras, las importaciones desde Irán, que se reanudaron el pasado mes de marzo después del parón sufrido desde junio de 2012, cuando comenzaron las sanciones, triplicaron las del mes de marzo, hasta las 421 kilotoneladas.
Por su parte, África se mantiene como principal zona de abastecimiento en los tres periodos, a pesar de que sólo en el año móvil muestra un ligero crecimiento. La única zona con descensos en todos los periodos fue de nuevo América Central y del Sur, manteniéndose como la zona de menor abastecimiento.
En abril, se importaron 26 tipos de crudo procedentes de 17 países. Los principales suministradores fueron México, con el 15,2%, seguido de Nigeria (12%) y Angola (10,2%). El peso de las importaciones de países pertenecientes a la OPEP cayó en el mes un 18,2%, representando un 50,2% de la estructura, mientras que las de países no-OPEP aumentaron un 26,3%.