Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACNUR cifra en 92.500 las llegadas a Yemen por mar en 2015 y alerta de los riesgos

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) ha alertado este martes del riesgo de las travesías por mar en el Cuerno de África, detallando que cerca de 92.500 personas han llegado a Yemen por mar en 2015 y que 95 han muerto realizando el trayecto.
La agencia ha subrayado que la cifra registrada el año pasado "es una de las cifras totales anuales más altas de la última década", agregando que "dos tercios del total llegaron desde marzo, cuando comenzó el conflicto".
Desde que ACNUR empezó a registrar las llegadas a Yemen en 2006, sólo en 2011 y 2012 se habían producido más llegadas de etíopes y somalíes a Yemen, con 103.154 y 107.532, respectivamente. Casi el 90 por ciento (82.268) de las llegadas del año pasado procedían de Etiopía.
La oficina del organismo en Somalia y sus socios trabajan junto a la comunidad internacional y las autoridades para mejorar las condiciones en el país y buscar soluciones "duraderas" para los refugiados, retornados y desplazados internos.
"Estos esfuerzos tienen por objetivo proporcionar a los somalíes una alternativa a emprender los peligrosos viajes por mar hacia Yemen. El número de somalíes que realizó la travesía hasta Yemen el año pasado es comparable al máximo alcanzado en 2008, de algo más de 33.000 personas", ha dicho ACNUR.
Pese a ello, ACNUR ha resaltado que "las cifras globales son inquietantes", al tiempo que ha manifestado que "siguen llegando personas a pesar de la escalada sin precedentes del conflicto interno en Yemen".
En este sentido, ha dicho que "la mayoría de las llegadas en 2015 se registraron a lo largo de la costa del Mar Arábigo en lugar de la costa del Mar Rojo, donde en años anteriores se produjeron la mayoría de las llegadas y donde las redes de tráfico y trata de personas han estado activas".
"Desde la escalada del conflicto en marzo de 2015, algunos de los combates más intensos se han concentrado en la gobernación de Taiz, a lo largo de la costa del Mar Rojo, lo que puede explicar el cambio en las rutas de viaje", ha valorado.
Por otra parte, ha señalado que los recién llegados a Yemen se enfrentan a restricciones de movimiento, alertando de que "algunos de ellos se habrían visto atrapados en el conflicto y habrían sido asesinados".
"Ahora hay menos oportunidades de obtener ingresos y se han reducido los servicios disponibles, al tiempo que las bandas criminales organizadas y los traficantes continúan operando a lo largo de la costa del Mar Rojo", ha agregado.
El conflicto en Yemen ha provocado más de 280.000 desplazados internos, en un país que acoge a más de 266.000 refugiados, de los cuales cerca de 250.000 son somalíes. Asimismo, más de 168.000 han huido de Yemen hacia países vecinos.