Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acusado de negligencia el médico de la madre de los octillizos de California

El comité evaluador de las prácticas médicas en ese Estado de EEUU ha elaborado en un informe de 13 páginas redactado en diciembre. Considera que Michael Kamrava había actuado imprudentemente en la atención que prestó a Nadya Suleman y que permitió que esta mujer se quedase embarazada de ocho niños cuando ya era madre de otros seis.
En el documento se señala que Kamrava, en contra de las directrices sanitarias, puso demasiados embriones en Suleman en media docena de ocasiones hasta el punto que los miembros del organismo californiano afirmaron que en julio de 2008 el médico transfirió un número de embriones que "superan cualquier el proceder razonable de cualquier doctor".
Asimismo, el informe critica la práctica de Kamrava porque durante 11 años de tratamiento no requirió a Suleman una evaluación sobre su estado de salud mental y la ayudó repetidamente a crear embriones nuevos a pesar de que ya tenía algunos congelados.
El resultado del tratamiento fue que Suleman dio a luz octillizos en enero de 2009, un parto que se convirtió en un fenómeno social en EE.UU. por el éxito clínico pero también abrió un debate sobre la ética de la reproducción asistida.
Suleman, por entonces madre de seis niños por fecundación in vitro y en una delicada situación económica, pasó a ser una estrella mediática que tuvo incluso su propio programa de televisión.
El abogado de Kamrava ha indicado que las directrices aludidas por el Consejo Médico de California no tienen carácter de ley y que el médico se dedicó simplemente a cumplir con las demandas de su paciente.
Kamrava podría perder su licencia si las acusaciones resultan probadas