Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Argentina acusa a Griesa de "incompetencia" y de "parcialidad" por los "fondos buitre"

El jefe de Gobierno de Argentina, Jorge Capitanich, ha considerado que el juez Thomas Griesa "ha demostrado incompetencia, parcialidad y dependencia de los fondos buitre", tras su decisión de este jueves de mantener el bloqueo del dinero depositado por el país suramericano en un banco de Nueva York para pagar a los bonistas que se sumaron a las reestructuraciones de 2005 y 2010.
Así lo ha dicho en la rueda de prensa diaria que ha celebrado hoy en la Casa Rosada, después de que el Ministerio de Economía emitiera un aviso legal para rechazar esta última decisión judicial e informar a los bonistas que aceptaron el canje de sus derechos.
"Argentina cumple su obligación de garantizar a los tenedores de deuda pública adherentes a los canjes de 2005 y 2010 su derecho a conocer la precisa, completa y correcta información sobre el estado actual del cumplimiento de las obligaciones del país bajo el Trust Indenture", reza la nota.
El Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner ha insistido en que "los fondos oportunamente depositados por el país en la cuenta del Agente Fiduciario [BNY Mellon] en el Banco Central de Argentina son patrimonio de su propiedad exclusiva".
También ha defendido que "ha realizado en tiempo y forma el pago de los importes correspondientes al vencimiento de intereses de los nuevos títulos emitidos en el marco de los canjes 2005-2010", por lo que "no ha habido incumplimiento".
"La cuestión de la distribución de los fondos es un asunto diferente, que se suscita entre el agente fiduciario y los bonistas, y que ha surgido luego de que Argentina haya cumplido con sus obligaciones de pago", ha sostenido.
Sin embargo, ha criticado que, "como resultado de los procedimientos judiciales en curso ante la Corte del Distrito Sur de Nueva York en la causa NML Capital contra Argentina, que involucra a un pequeño número de acreedores que no participaron en los canjes de 2005-2010, algunos de los pagos oportunamente realizados aún no han llegado a los bonistas".
"Argentina y ciertos Bonistas destinatarios del pago han protestado vigorosamente contra esta demora en el proceso de cobro, aunque, al momento de la presente comunicación, el cobro permanece bloqueado en la cuenta del agente fiduciario", ha criticado.
"AFIRMACIONES INCORRECTAS"
La nación austral también ha cargado contra "la Corte de Distrito Sur de Nueva York y por el 'special master' designado (para facilitar las negociaciones entre las partes)", al considerar que "sus afirmaciones "en relación a una situación de incumplimiento son incorrectas por la falsedad de las mismas y exceden sus competencias".
"El citado litigio involucra una disputa entre ciertos fondos buitre y Argentina en relación a los bonos del Fiscal Agency Agreement de 1994, un título totalmente distinto a los bonos reestructurados emitidos bajo el Trust Indenture", ha aclarado.
Por ello, ha argumentado que "la Corte de Distrito Sur de Nueva York no tiene jurisdicción sobre los bonos reestructurados en 2005 y 2010", recordando que "los bonistas reestructurados y el BNY Mellon no son parte en el litigio de NML Capital contra Argentina".
Sobre el 'special master', ha recordado que "su labor es organizar conversaciones confidenciales con y entre las partes, no publicar comunicados de prensa especulando sobre las consecuencias de un acuerdo o la falta de acuerdo".
En este contexto, ha adelantado que "continuará intimando al agente fiduciario para que cumpla las obligaciones a su cargo establecidas e instando a la Justicia de Estados Unidos a que remueva los impedimentos que interfieren en la correcta distribución de los pagos".