Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ataque de artillería contra un grupo de periodistas extranjeros cerca de la frontera con Turquía

Un grupo de 33 periodistas extranjeros ha sido atacado con artillería cuando realizaba un viaje de prensa por la localidad de Kessab, en la provincia siria de Latakia, cerca de la frontera de Turquía, según ha informado la agencia de noticias rusa RIA Novosti.
"Al menos 33 periodistas rusos y extranjeros, incluidos profesionales de RT en Español y RT en Árabe, han sufrido fuego de artillería en la provincia de Latakia, en el norte de Siria", ha indicado el citado medio.
El "incidente" ha tenido lugar de la localidad de Kessab, cerca de la frontera con Turquía. "El bombardeo ha sido cerca de la frontera con Turquía, en la localidad de Dama, cerca de Idlib", ha contado el general de División Igor Konashenkov, portavoz del Ministerio de Defensa ruso.
El general ha señalado que el ataque de artillería se ha registrado durante un viaje de prensa a zonas pobladas de localidades que han aceptado el acuerdo de alto el fuego, con el objetivo de observar el retorno de civiles a sus hogares.
Entre los profesionales que han sufrido el ataque figuran Boris Kuznetsov, de RT en Español, Hasán Nasr, de RT en Árabe, el cámara de RT Jaled Elder y el cámara de Ruptly Aleksandr Tikhomirov, y todos ellos se encuentran bien, aunque varios periodistas de China, Canadá y Bulgaria han sufrido heridas leves y han sido atendidos por médicos.
"Nos han bombardeado a unos tres kilómetros de la frontera turca. Afortunadamente, todo el mundo está bien. Había un grupo de periodistas allí, rusos y extranjeros", ha explicado a la cadena RT Kuznetsov.
El general Konashenkov ha asegurado que el ataque ha incluido ocho proyectiles de artillería que han caído a una distancia de "entre 150 y 400 metros de los periodistas". Una fuente del Ejército sirio consultada por RIA Novosti ha atribuido el ataque al Frente al Nusra, la filial siria de Al Qaeda, que, al igual que Estado Islámico, no está incluida en el alto el fuego.
El ataque llega días después de la entrada en vigor del acuerdo de cese de hostilidades el 27 de febrero, un pacto que no implica la detención de los ataques aéreos contra las posiciones de los grupos terroristas Estado Islámico y el Frente al Nusra.