Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ban Ki Moon pide a países africanos y europeos más soldados y policías para República Centroafricana

Barroso anuncia 30 millones para consolidar instituciones en el país y otros 800 millones para la Facilidad de Paz Africana
El secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, ha reclamado más soldados y policías a los países africanos y europeos para República Centroafricana (RCA) tras advertir que los 6.000 efectivos africanos, 2.000 franceses y otros 1.000 europeos prometidos "están lejos de ser suficientes" para hacer frente a la situación "muy extrema" sobre el terreno.
"Aprecio realmente la decisión de la Unión Europea de desplegar 1.000. La fuerza actual que tenemos son 6.000 soldados africanos y 2.000 franceses en 'Sangaris'. Necesitamos más para poder hacer frente a la situación actual, que es muy extrema", ha avisado Ban en una comparecencia ante la prensa con el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, a pocas horas de participar en una minicumbre de líderes europeos y africanos para discutir la situación en República Centroafricana, antes del arranque de la cumbre entre la UE y África.
El secretario general de la ONU ha confiado en que el Consejo de Seguridad de la ONU acepte "a principios de la semana que viene" su recomendación de transformar la actual misión de las fuerzas africanas MISCA en una operación de paz de la ONU en un plazo de seis meses.
"Entretanto, tenemos que trabajar más duro para generar las fuerzas necesarias", ha insistido Ban, que ha dejado claro que hará "todo lo posible por mejorar la respuesta internacional" y pedirá en la minicumbre en Bruselas "a todos los países que consideren con fuerza suministrar las tropas y policías adicionales que se necesitan desesperadamente", así como "apoyo financiero" a fin de parar las matanzas, proteger a la población civil e impedir una mayor separación entre las comunidades musulmanas y cristianas.
12.000 SOLDADOS Y POLICÍAS NECESARIOS
"Necesitamos tener al menos 10.000 militares, 1.800 agentes de policía y 20 funcionarios penitenciarios. Esto es alrededor de 12.000 en total", ha precisado el surcoreano.
"Estamos profundamente preocupados por la situación desesperada de la gente en República Centroafricana" que está "sufriendo graves atrocidades deplorables", ha advertido Ban, que ha insistido en que necesidad de que entre más ayuda sobre el terreno y apoyar al país a recuperar la estabilidad.
Barroso ha confiado en que las tropas europeas, que asumirán la seguridad del aeropuerto de Bangui y dos distritos de la capital, se desplieguen sobre el terreno "pronto" después de que se haya logrado recabar las tropas y apoyos logísticos necesarios para poder lanzar la operación este lunes y ha dejado claro que se trata de "la contribución que podemos hacer en este momento", insistiendo en que "el compromiso de tropas es responsabilidad de nuestros Estados miembros".
"Es una contribución muy importante", ha insistido, recordando que la UE ya ha aumentado además su ayuda humanitaria y al desarrollo para el país africano.
El jefe del Ejecutivo comunitario ha anunciado además "una ayuda especial" adicional de 30 millones de euros para apoyar la consolidación de las instituciones en el país, que el secretario general de la ONU ha agradecido ante la necesidad de "reconstruir" las mismas, así como la ayuda financiera "adicional" anunciadas por países como Finlandia y Dinamarca para pagar los salarios de funcionarios del Gobierno.
Con esta nueva ayuda comunitaria, la ayuda total para República Centroafricana se eleva a 130 millones de euros después de que el comisario de Desarrollo, Andris Piebalgs, anunciara una nueva ayuda de 100 millones de euros de la UE hace dos semanas en su visita el país.
Barroso ha explicado que en la minicumbre los líderes abordarán precisamente cómo apoyar la transición a través de la ayuda al desarrollo. Ambos dirigentes también han tenido ocasión de discutir la situación en Malí y el Sahel, así como la región de los Grandes Lagos entre otros.
El jefe del Ejecutivo comunitario ha defendido "el gran potencial" de cooperación entre la ONU y la UE para promover la paz y la seguridad en África y ha anunciado una nueva ayuda de 800 millones de euros en los próximos tres años para la Facilidad de Paz Africana, a la que la UE ya ha contribuido 1.200 millones de euros en los últimos diez años. "Nuestras acciones son complementarias", ha insistido el dirigente portugués.
DESARROLLO Y CAMBIO CLIMÁTICO
Por otra parte, ambos dirigentes han tenido ocasión de abordar los Objetivos de Desarrollo del Milenio y los esfuerzos para lograr un acuerdo vinculante internacional para reducir las emisiones de CO2.
El secretario general de la ONU ha pedido más esfuerzos para cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio y que los Estados miembros "definan la agenda para el desarrollo post 2015 para tener objetivos de desarrollo sostenibles".
En materia de cambio climático, ha elogiado el liderazgo de la Unión Europea y ha confiado en que los jefes de Estado y de Gobierno aprueben en su cumbre de junio el objetivo de reducir un 40% las emisiones para 2030. Barroso ha elogiado por su parte los esfuerzos de China y Estados Unidos a nivel doméstico pero ha instado a las economías líderes mundiales un compromiso "similar" a la UE para lograr un acuerdo internacional de reducción de emisiones el año que viene.
Ban ha asegurado que "la Unión Europea es el socio más fiable del que depende la ONU", mientras que el jefe del Ejecutivo comunitario ha prometido que la ONU puede seguir contando con el apoyo europeo en un momento en el que el liderazgo del organismos internacional que vela por la seguridad mundial es más necesario que nunca.