Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ban aplaude el acuerdo de transición política alcanzado en Haití

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, ha aplaudido este domingo el acuerdo de transición política alcanzado en Haití, reclamando a todas las partes que mantengan un "diálogo constructivo" para poner fin a la crisis.
En su comunicado, Ban ha resaltado que lograr "un futuro estable y democrático" es "esencial" para que el país haga frente a sus desafíos, agregando que "todos los actores deben promover medidas destinadas a fomentar la calma y la estabilidad".
El presidente saliente de Haití, Michel Martelly, constató con su firma el sábado el acuerdo de transición política para Haití, según confirmaron los observadores de la Organización de Estados Americanos (OEA), cuya misión ha sido dada por terminada.
Martelly confirmó así el acuerdo alcanzado con el presidente del Senado, Jocelerme Privert y el vicepresidente de la cámara, Cholzer Chancy, por el que el Parlamento se compromete a hallar un sustituto para el mandatario en los próximos 120 días y a celebrar una segunda ronda de las polémicas elecciones el próximo 24 de abril.
La salida de Martelly debería aplacar a los partidos de oposición, que lo acusan de intentar favorecer a su candidato preferido, Jovenel Moise, pero podría dejar un vacío de poder en el volátil y empobrecido país.
Martelly ha negado las acusaciones, si bien una comisión de investigación afirmó posteriormente que las elecciones estuvieron marcadas por "numerosas irregularidades graves y fraudes masivos".
Haití tenía que haber celebrado la segunda vuelta de los comicios el 27 de diciembre, pero lo ha retrasado indefinidamente ante la negativa del candidato opositor, Jude Celestin, a participar por supuesto fraude en la primera vuelta.