Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas abre la puerta a utilizar el fondo de reserva para paliar la crisis de los sectores agrícolas

La Comisión Europea ha abierto la puerta este martes a utilizar el fondo de reserva en respuesta a la crisis que viven los sectores agrícolas, en especial el sector lácteo, y ha asegurado que estudiará en junio, junto con los Veintiocho, nuevas medidas para poder superar la situación de estos mercados.
El comisario de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan, ha asegurado en rueda de prensa posterior al encuentro de ministros del ramo que algunas delegaciones, entre ellas y por primera vez Alemania, han mostrado su interés por hacer uso de este fondo, y ha indicado que él está dispuesto a examinar esta posibilidad en la próxima reunión, que tendrá lugar el próximo 27 de junio.
El comisario irlandés ha informado a los ministros de Agricultura sobre la situación en los diferentes sectores agrícolas y sobre la implementación de las medidas adoptadas en los meses previos.
Así, Hogan ha asegurado que existe cierta estabilidad en el sector porcino, pero no en el sector lácteo, en el que la situación "sigue siendo muy débil" y la producción continúa creciendo "significativamente". En concreto, durante los tres primeros meses del año la producción se incrementó un 5% en el conjunto de la UE.
Sin embargo, el comisario irlandés ha subrayado que es "difícil" encontrar más dinero en el presupuesto comunitario para hacer frente a la crisis al mismo tiempo que "las ayudas (financieras) implementadas en septiembre no han sido implementadas por trece Estados miembros".
Según los cálculos de la Comisión, todavía no se han gastado 195 millones del total de 420 millones que el Ejecutivo comunitario puso a disposición de los socios comunitarios en septiembre, por lo que el comisario Hogan considera "prematuro" el hecho de "hablar de más dinero".
Además, Hogan ha recordado que ya está activada la legislación comunitaria que permite a las organizaciones y cooperativas lácteas para reducir su producción. Sobre esta cuestión, el ministro de Agricultura de Países Bajos, Martijn Van Dam, ha señalado que algunos Estados miembros han negociado para alcanzar acuerdos en este sentido pero que no se han acordado aún medidas reales para reducir la producción.