Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fallecen nueve personas al estrellarse un avión en Amsterdam

Nueve personas murieron y otras ochenta resultaron heridas al estrellarse un Boeing 737 de Turkish Airlines cuando se disponía a aterrizar en el aeropuerto de Amsterdam-Schiphol, anunciaron las autoridades. El avión viajaba desde Estambul con 135 personas a bordo (128 pasajeros y 7 tripulantes), cayó en un campo agrícola en las inmediaciones del aeropuerto poco antes de tomar tierra y se partió en tres secciones. Una de las dos cajas negras del aparato ha sido recuperada y se está examinando.
Las causas del siniestro todavía son desconocidas, si bien los medios de comunicación holandeses avanzan que los motores del avión se pararon poco antes del aterrizaje, con lo que el aparato perdió velocidad y se precipitó en el campo contiguo a la pista. Según testigos, el aparato pareció planear en el aire y tras perder velocidad se precipitó de cabeza, partiéndose en tres, en un terreno dedicado a la agricultura contiguo a la pista.
Las autoridades realizan las investigaciones pertinentes para esclarecer las causas del accidente y además revisan la lista de pasajeros. Los heridos del accidente, que se produjo a las 09:30 GMT, han sido trasladados a diferentes hospitales del país. Los investigadores han recuperado una de las dos cajas negras del aparato, la que recoge datos técnicos del vuelo, ha informado Pieter van Vollenhoven, presidente del Consejo de Investigaciones sobre Seguridad.
Los trabajos del equipo de investigación se retomarán durante la mañana del jueves en el lugar del siniestro porque es más efectivo llevarlos a cabo a plena luz del día, según el portavoz del Ministerio Fiscal, Bob Steensma. Fuentes aeroportuarias indicaron que el tráfico aéreo se ha reanudado en gran medida, aunque a lo largo del día se tuvieron que anular 18 vuelos y otros 35 fueron desviados a Rotterdam o Bruselas.
Un superviviente de la catástrofe, Mustapha Bahceciogli, agente de seguridad de los ferrocarriles holandeses, explicó a la televisión holandesa que, "cuando cayó el avión, se creó un silencio de muerte, luego se oyeron gritos y las puertas de salida se abrieron". Bahceciogli asistió en primera instancia a otros pasajeros para que pudieran salir: "Ayudé a mujeres y niños. En la parte de atrás había gente herida y atrapada entre metales que no pude ayudar".
Recuperada una de las cajas negras
"Se creo un silencio de muerte"
Accidente en 1992
Holanda vivió su peor accidenteaéreo en octubre de 1992, cuando un Boeing 747 de carga de la compañía israelí El-Al se estrelló poco después de despegar de Schiphol, en las cercanías de Amsterdam, contra dos edificios de Bijlmermeer, un barrio periférico. En el accidente murieron, además de los cuatro ocupantes del avión, otras 90 personas que habitaban en los bloques de viviendas siniestrados, la mayoría inmigrantes. JNP/MLS